Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 12 de agosto de 2020
  • Actualizado 19:40

Baldivieso y capitanes de clubes rechazan concentración de la Verde, por salud y sueldos

El Emperador asegura que en Cochabamba las personas mueren en las calles, hospitales y en sus casas debido a la pandemia que azota a los bolivianos y cree que no es prudente volver a las canchas. Asimismo, los futbolistas renuncian a una convocatoria de la Selección hasta que atiendan sus demandas.

Julio César Baldivieso. APG
Julio César Baldivieso. APG
Baldivieso y capitanes de clubes rechazan concentración de la Verde, por salud y sueldos

El exmundialista y exdirector técnico de la Selección Nacional Julio César Baldivieso considera que "no es prudente" que los jugadores puedan acudir a una posible convocatoria del combinado boliviano considerando que el coronavirus en el país sigue creciendo y dejando luto entre las familias. Con otro tinte, pero en la misma línea, los capitanes de los clubes de la División Profesional manifestaron que renuncian a cualquier convocatoria que realice la FBF, para acudir a la Verde debido a las deudas salariales que tiene algunos clubes con sus jugadores.   

Son dos posturas que dejan en "veremos" una posible convocatoria de la Verde con miras a su preparación de cara a los partidos para las Eliminatorias al mundial de Catar 2022. Asimismo, en Bolivia existen ocho jugadores que dieron positivo a la COVID-19 y entre ellos un candidato a la titularidad como el goleo Carlos Emilio Lampe.

"Cuando vez a la gente que se está muriendo en las calles, en la puerta de los hospitales y en sus casas. En Cochabamba hay cadáveres que están 48 horas dentro sus casas junto a los familiares y no los pueden recoger, como puedes hablar de volver al fútbol", declaró el estratega del club Aurora al programa radial El Selfie Deportivo.

El Emperador aseguró que él y muchos deportistas quieren volver a las canchas, pero aún no es posible, porque prioriza la vida antes que "los dólares".

Enfatizó que el fútbol perdurará por muchos años más, pero esta disciplina puede "disolver sin la vida".

"Me parece que se debe priorizar la vida de las personas. No quiero tener ningún tipo de cruce ni con el técnico César Farías ni con el presidente de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), César Salinas, solo estoy diciendo lo que pienso", explicó Baldivieso, quien busca superar la enfermedad junto a su familia.

Como entrenador también reflexionó y asegura que implementar los protocolos de bioseguridad en algunos clubes será complicado, sobre todo, por las limitaciones económicas.

"Hay equipos que no tienen ni agua para entrenar y qué pasará con esos clubes que no tienen para implementar los protocolos de bioseguridad. Qué sucederá si se presenta un infectado en el camarín, ¿Se podrá aislar a todo el plantel? ¿Existirá la seguridad de que todos sigan con vida?, cuestionó.

"Yo creo que se debe ver este momento con tranquilidad. Se puede entrenar a las 5:00 con un grupo, a las 7:00 con otro, pero las condiciones no están dadas", dijo.

El excapitán de la Verde, aseguró que el trabajo virtual "no es lo mismo" porque los futbolistas tienen limitaciones de espacio e incluso de alimentación.

"Hay futbolistas que entrenan en su departamento, pero no les alcanza ni para hacer un cambio de ritmo, nunca es lo mismo entrenar en la cancha que en un ambiente cerrado. Me gustaría pedir a Farías que sea un poco más solidario con nosotros. Hay futbolistas que están perdiendo a sus familias y nosotros estamos luchando para seguir acá (vivos)", amplió el valluno en el programa de alcance nacional.

También explicó que para iniciar una pretemporada "no se sabe cómo están" los futbolistas en su alimentación, problemas familiares, enfermedades y casi una decena de positivos con coronavirus. "La mente del jugador no sé si esta como para volver a las canchas", dijo.

Por su parte, los capitanes de los clubes profesionales dan cumplimiento a la determinación que tomaron, en forma unánime, que "mientras no se resuelvan las irregularidades y atropellos a la normativa vigente y se cumplan los compromisos suscritos, todos los futbolistas profesionales de Bolivia, renuncian a cualquier convocatoria que realice la FBF, para acudir a la Selección Nacional", indica el comunicado.

Entre las demandas de los deportistas están el tema salarial de los jugadores, que les garanticen las pruebas COVID-19 y la implementación de los protocolos de bioseguridad, entre otros.

"Ante la actitud de la FBF nos obligan a llegar a esta instancia, porque no recibimos ninguna respuesta y consideramos que tenemos todo el derecho", se manifiesta.

Asimismo, David Paniagua, ejecutivo de Futbolistas Agremiados de Bolivia (FABOL), reiteró que están prestos para reunirse (videoconferencia) con los miembros de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) para ser atendidos en sus peticiones, además reiteró que entre tanto no sean escuchados los jugadores renuncian a la Verde.