Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 01 de marzo de 2024
  • Actualizado 17:57

Se acabó el “sueño”: el Celeste cae en Beira-Rio

Bolívar perdió 2-0 ante Internacional y acabó su periplo en la edición 2023 de la Conmebol Libertadores. El Colorado es el primer semifinalista.
Nicolás Ferreyra (d) pugna un balón con Enner Valencia (i) en la derrota (2-0) de Bolívar contra Internacional./ APG
Nicolás Ferreyra (d) pugna un balón con Enner Valencia (i) en la derrota (2-0) de Bolívar contra Internacional./ APG
Se acabó el “sueño”: el Celeste cae en Beira-Rio

Bolívar tuvo que despertar ayer del “sueño” tras caer 2-0 ante Internacional de Porto Alegre en el estadio Beira-Rio, por lo que ha quedado eliminado en cuartos de final de la Copa Conmebol Libertadores.

Los pupilos del español Beñat San José mostraron empuje y garra, pero aquello no alcanzó (ni de penal) para sorprender a los del argentino Eduardo Coudet.

La primera conquista del Colorado llegó gracias a un error en salida de Brian Bentaberry, tras el cual, Wanderson desbordó por izquierda y asistió con un pase rasante a Enner Valencia que abrió la cuenta a los 11 minutos (1-0).

Al igual que en la ida jugada en La Paz, el atacante ecuatoriano “facturó” con su primer tiro al arco.

Sobre 18’, Mauricio tuvo una oportunidad clara para ampliar la brecha en favor del dueño de casa, pero su disparo salió desviado junto al vertical derecho de Carlos Lampe.

Cuando el cronómetro marcaba 25 minutos en el Beira-Rio, Valencia anotó una diana, pero la jugada previa fue anulada por off side, lo que ratificó también el VAR, tras la revisión y trazado de líneas.

Más allá de que logró competir con empuje, Bolívar no generó llegadas de peligro sobre el arco de Rochet. Su primera aproximación fue un remate desviado de Bruno Savio, a los 33 minutos.

Al 39, Mauricio volvió a llegar con peligro para el cuadro local. Sin embargo, le entregó “un peluche” a Lampe.

En 41’, el partido quedó paralizado por la presencia de un gas lacrimógeno que afectó al golero cruceño en primera instancia.

Lampe se lo reportó al juez uruguayo, Fernando Ostojich.

Luego, sus compañeros, rivales e incluso la afición colorada se vieron afectados por el hecho.

El partido se reanudó al 45’+3’ y el colegiado charrúa determinó ocho minutos de reposición.

El cotejo se fue al descanso tras una insinuación de la Academia y un remate que fue directamente a la posición de Rochet.

A los 54 minutos del partido, Mauricio llegó libre por la izquierda de la defensa de Bolívar, pero su derechazo salió desviado junto al segundo palo de Lampe.

Apenas 120 segundos después, Patrick remató desde afuera del área y su tiro tampoco tuvo dirección de portería. Era otra ocasión perdida del local.

Inter persistió y obtuvo su premio al 60, gracias a un golazo de Valencia que con el pie derecho amagó de izquierda para adentro y sacó un derechazo fulminante que superó a Nicolás Ferreyra y batió a Lampe (2-0).

Cuando iban 84’ en Porto Alegre, Ostojich señaló un penal para Bolívar tras una mano de Nicolás Hernández en el área, luego de un remate de Carmelo Algarañaz.

Ronnie Fernández falló el tiro porque Rochet “adivinó” al lanzarse hacia su izquierda y contener la esférica en un tiempo.

Los minutos se fueron diluyendo y la Academia de Tembladerani se despidió. El Colorado es el primer semifinalista y su rival sale del Olimpia-Fluminense de mañana (20:30).