Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 19 de noviembre de 2019
  • Actualizado 07:34

TEAM BOLIVIA

Tres “sobreviven” y el Cachorro iguala con el Chavo en raid

Dani Nosiglia (Honda), que el jueves hizo historia con el puesto 2 en la etapa 9, concluyó ayer en el Top 10. Fuentes cerró como nunca.
Tres “sobreviven” y el Cachorro iguala con el Chavo en raid



De siete pilotos bolivianos que comenzaron la odisea, cuando el 6 de este mes la fiesta dio el pistolazo en Lima (Perú), solo tres cruzaron ayer la meta definitiva.

Sí. Solo tres de siete. Ello, sin contar, en el número inicial, la baja de Juan Carlos el Chavo Salvatierra (marginado por una obervación en su cuadratrack), la de la cruceña Suany Martínez (ausente por no encontrarse al 100 por ciento físicamente) y la de Rodrigo Gutiérrez (resolvió no participar pese a haberse inscrito).

Los que retornaron ayer a La Ciudad de los Reyes, conocida así a la capital limeña debido a su fecha de fundación (el 18 de enero, pocos días después del Día de Reyes), fueron el histórico Daniel Nosiglia Jager, el chaqueño “de pura cepa” Fabricio Fuentes y el oriental que aguantó todo, Leonardo Martínez.

Es y será una edición 41 del Rally Dakar inolvidable para Bolivia por varios elementos: principalmente, porque el diezmado team encontró en el Cachorro Nosiglia, de 24 años, a su mejor bandera.

El hijo menor de Walter el Lobo del Desierto Nosiglia logró su objetivo y acabó la que fue su tercera participación dakariana en el puesto 10 de la clasificación general sobre dos ruedas. Con ello igualó la colocación que en 2017 registró el Chavo, también en motos.

Un día antes, Dani ya había dado el gran batacazo con la adjudicación del segundo puesto en la etapa 9, hecho que se le había negado a un corredor de motos nacional en la historia del raid.

El Cachorro tuvo el temple necesario como para resistir las trampas del desierto incaico y sobreponerse, además, del golpe anímico que le produjo el accidente que sufrió su hermano Waltico, durante el tercer tramo de la contienda (San Juan de Marcona-Arequipa).

Fue fuerte Daniel. Terminó el Dakar 2019 con un tiempo total de 36 horas con 29 minutos y 9 segundos. Esto, luego de haber conseguido la novena plaza en la etapa 10 (1 hora con 24 minutos y 3 segundos).

El mandato personal fue ir de menos a más. Hecho cumplido. En el primer tramo, Daniel se ubicó en el puesto 17. Una jornada después cayó al 21, mientras que el tercer día llegó el trago amargo: el abandono de Waltico y papá, el Lobo. Siguió, no obstante, el boliviano, que se reinventó en plena carrera hasta firmar su mejor participación en el Dakar (en 2018 fue 13 en la general).

También Fuentes respondió mejor que nunca. Si el año pasado un accidente le impidió cruzar la meta establecida en Córdoba (Argentina), esta vez, las dunas incaicas fueron “amables”. El chaqueño culminó la etapa 10 en el escalón 25, lo que le dio paso a anclarse en la casilla 39 de la tabla acumulada, con 50 horas, 5 minutos y 31 segundos. Fue su mejor presentación.

Martínez, padre de Suany, firmó su más óptima performance: se “atornilló” en la colocación 12 de cuadriciclos, tras 66 horas, 38 minutos y 16 segundos. En el camino quedaron Luis Barbery, el Lobo (por decisión propia) y Danny Nogales.

Danny Nogales quedó out

Al Llanero le falla la moto, duerme en el desierto y lo salva una pareja

REDACCIÓN DEPORTES

El “buen azar” no lo acompañó. De nuevo (por segunda vez consecutiva), el vinteño Danny Nogales se vio obligado a abandonar el Dakar, luego de quedar varado en el desierto, cuando le faltaban menos de 50 kilómetros para completar la etapa 8.

Otra vez, el “caballo” se negó a reaccionar. Algo similar le sucedió al cochabambino con su vehículo en 2017, cuando se mostró deshecho tras lo acontecido.

En pleno desierto, Danny optó por no darse por vencido. La organización se comunicó con él mediante iritrack, con el objetivo de auxiliarlo, pero el piloto prefirió continuar allí, viendo el modo de salir adelante y completar el recorrido.

Las horas pasaron, no logró el cometido y su mecánico, Nelson Álvarez, fue a su encuentro, ayudado por una pareja lugareña.

“Dimos una dura batalla y pasamos cosas más dificiles en etapas anteriores para que faltando dos días de carrera nos sucediera eso”, analizó el corredor de Vinto.

“Hermano, te admiro muchísimo. Eres mi ídolo”

Apenas se oficializó el puesto 10 que logró Daniel Nosiglia Jager en el Rally Dakar 2019, uno de los que más festejó con locura fue su hermano, Waltico.

El también corredor de motos, que se accidentó en la etapa 3 y se bajó de la competencia (tuvo que ser operado, tras sufrir una fractura en su antebrazo derecho y en las vértebras), le dedicó unas palabras muy sentidas a Dani.

Mediante su cuenta personal de la red social Facebook, Waltico escribió: “¡Hermano! Las palabras sobran para expresar mi alegría y mi orgullo. Eres un ejemplo de persona, deportista, hermano, etc ¡Te admiro muchisimo! Felicidades por haber cumplido tus metas y sueños. Llevaste nuestro país a los mejores lugares y nos representaste con excelencia ¡Eres mi ídolo!”.

¡DANI ES ÉLITE! El top 10 que conquistó Daniel le dio vía libre a constituirse en un corredor élite, algo que le estaba permitido a aquellos que alcanzaron el grado mediante el buen ranking. En la siguiente edición, el paceño podrá ostentar la placa amarilla.

CASO DEL CHAVO La citación de Juan Carlos Salvatierra y el director del Dakar, Etienne Lavigne, estaba pactada para ayer. Sin embargo, hasta el cierre de la edición no hubo noticias al respecto. El Chavo demandó a la organización por delitos como discriminación y estafa.