Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 03 de agosto de 2021
  • Actualizado 17:07

UNA GESTIÓN DE LA ABAP

Postulan a Amadeo Castro al premio Obra de una vida del salón Murillo

El pintor ha dedicado sus más de 50 años de trabajo plástico a los paisajes, costumbres y personajes anónimos y del folclore cochabambino. 
El artista plástico de 68 años Amadeo Castro.          ARCHIVO
El artista plástico de 68 años Amadeo Castro. ARCHIVO
Postulan a Amadeo Castro al premio Obra de una vida del salón Murillo

La Asociación Boliviana de Artistas Plásticos (APAB) ha postulado al pintor de larga trayectoria Amadeo Castro al premio Obra de una vida para la versión 69 del salón Pedro Domingo Murillo de La Paz, el de mayor prestigio del país por llevar adelante más ediciones que cualquier otro certamen municipal y por los nombres que se inscriben en sus filas de ganadores.

“Si existe Amadeo Castro es porque existe Cochabamba”, indicó en una entrevista pasada a un medio local el artista plástico nacido en Tarija, pero que dedicó toda su obra a los valles y personajes de la Llajta, donde reside y realiza toda su producción. Es uno de los máximos exponentes del costumbrismo qhochala, llevando las imágenes típicas de la ciudad a galerías de México, Perú, Japón, Italia, España y Ecuador, por mencionar algunos. 

Las gestiones fueron llevadas por el hijo de Amadeo, Álvaro Castro, el pintor Efraín Chambi de Cochabamba y Nelson Jaliri, vicepresidente de ABAP Bolivia, quien registró los documentos. Un jurado especializado escogerá la siguiente semana al ganador del premio Obra de una vida, que será beneficiado con 27.500 bolivianos y una exposición individual en los salones municipales de La Paz con un catálogo pagado.

Para poder candidatear a esta categoría del Pedro Domingo Murillo, el postulado debe haber ganado con anterioridad en el certamen, como es el caso de Castro en la sección de Primer Premio en Pintura, uno de sus más importantes galardones, junto a los dos Gran Premio del 14 de Septiembre de Cochabamba en 1973 y 1991

Actualmente, Castro se encuentra en un delicado estado de salud que “ayudó bastante” a cimentar su postulación a manera de homenaje, según contó Jaliri. “Da nacimiento a imágenes desarraigadas, imágenes que contienen la soledad del hombre ante el espontáneo del costumbrismo. De esta forma, Amadeo Castro inicia una meditación sobre los diversos modos de entender y padecer la vida a través de cada una de sus obras. Trazo, luz, espontaneidad, contraste, volumen, peso mayor y menor, son algunas características que abre el abanico extenso de cada una de sus pinturas”, reseñó su obra Jaliri.