Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 05 de diciembre de 2021
  • Actualizado 16:30

Ilustración, cómic y fotografía: la cara visual de Enjambre de Libros

La ilustradora y artista plástica sucrense, Merlina Annunaki junto a sus obras en Enjambre. DICO SOLÍS
La ilustradora y artista plástica sucrense, Merlina Annunaki junto a sus obras en Enjambre. DICO SOLÍS
Ilustración, cómic y fotografía: la cara visual de Enjambre de Libros

Liliana Colanzi, escritora y editora, ya advertía que “muchas veces se olvida” que la ilustración “es una parte fundamental del ecosistema del libro”. Justamente, al ser una de las organizadoras de esta primera versión de la Feria Enjambre de Libros, apostó por el diálogo y visibilización de los autores, sellos y propuestas que encaminan la renovación literaria desde lo visual. 

En la sede de Cochabamba — que abre sus puertas hasta las 21:00 horas de hoy en la exgobernación (plaza 14 de Septiembre) — hay tres stands que representan “la faceta visual” de los nuevos editores y autores que encaminan la publicación independiente y alternativa del país. Uno de ellos es el de la ilustradora y artista plástica sucrense Merlina Annunaki, cuyo estilo oscila entre lo caricaturesco y lo pop, con seres femeninos, híbridos, que a veces se fusionan con figuras del inframundo o la misma muerte, en una atmósfera surrealista e incendiaria. 

Annunaki ha traído especialmente para la feria su fanzine, “Desnúdate ante luna”, así como la versión de la Ed. Perra Gráfica del libro de cuentos “Aquí hay icebergs”, escrito por la peruana Katya Adaui y que cuenta con sus ilustraciones, una para cada relato; libretas con papel reciclado, stickers o parches bordados. Son publicaciones artesanales, de tirajes cortos con una impronta estética de serigrafía de la que la artista se adueñó ya hace algunos años.

Facilitadora de uno de los talleres de Enjambre, “Ilustración feminista. Tinta como a(r)ma”, ha indicado que mucho de lo que pone a sus personajes, a sus mujeres, “tiene que ver con mis características físicas y las de mis compañeras, que no entran en los cánones de belleza: cuerpos gordos, tatuados”. 

Pseudogente Editores es tal vez la única editorial que publica cómics nacionales, desde hace más de 15 años. Dirigida por Pablo Cildoz, las novedades para ese encuentro son las historietas “Memorias” de Álvaro Ruilova e Ivan Vilca; quienes a través de un dibujo hiperrealista abordan la temática marítima. Otros títulos son “Ulises”, relato infantil basado en el fundador de Los Kjarkas, Ulises Hermosa; “El silencio de mi voz”, poesía ilustrada de Alberto Larrazábal; o “Keila y Keisy” de Cecilia Delgado, en el que combina prosa y cómic.  

El Proyecto 24, acogido por el sello Medio Limón, elabora bellísimos libros de fotografía que materializan las ciudades del país a través del lente de diferentes fotógrafos. El nombre proviene de la intención de mostrar las 24 horas del día de las urbes bolivianas. “24, para los locales, es un libro que te permite redescubrir, reconocer lugares, personajes, momentos que pasan desapercibidos por la rutina que nos envuelve día a día”. 

Hasta el momento han dedicado libros a La Paz, Santa Cruz y al singani.