Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 29 de junio de 2022
  • Actualizado 16:48

Filarmónica de Santa Cruz y la Universidad de Kansas lanzan concurso para obtener becas

Las postulaciones cierran el 15 de mayo. Esta primera versión está dirigida para violín, viola y violonchelo. 
El cuerpo de violínes de la Orquesta Filarmónica de Santa Cruz.              CORTESÍA
El cuerpo de violínes de la Orquesta Filarmónica de Santa Cruz. CORTESÍA
Filarmónica de Santa Cruz y la Universidad de Kansas lanzan concurso para obtener becas

La Orquesta Filarmónica de Santa Cruz de la Sierra y la Universidad Central de Arkansas de Estados Unidos lanzan el "Concurso de Música Clásica – Bolivia 2022", cuyo objetivo principal es ofrecer a músicos bolivianos una oportunidad para tocar al máximo nivel y alcanzar nuevos horizontes en su carrera académica y profesional.

El premio para el primer lugar es una beca de estudios en la universidad estadounidense coorganizadora del certamen; tiene un valor inicial de 10.000 dólares, luego de la admisión en el Departamento de Música. El premio se divide en 2.500 dólares por cuatro años para programas de licenciatura o valor similar por dos años para estudios de posgrado. Asimismo, todos los participantes tendrán un curso de dirección de orquesta, podrán ser parte de la Temporada de la Filarmónica y recibirán una certificación de participación con respaldo a escala internacional. 

La convocatoria está abierta a instrumentistas de violín, viola, violoncello y contrabajo de hasta 35 años sean bolivianos o extranjeros que sean residentes en territorio nacional. La fecha máxima para las inscripciones y envío de postulaciones es el 15 de mayo de 2022; el anuncio de los 10 semifinalistas lo harán el 20 de mayo y la final, el 18 de junio. El jurado estará integrado por docentes de la Universidad Central de Arkansas.

“Esta será la primera versión de un gran concurso de música que quiere establecerse en Bolivia y convertirse en referencia. Este año, por cuestiones de logística, no ampliamos la participación de otros instrumentos, pero esperamos hacerlo en próximas versiones”, expresó para una nota de prensa Isaac Terceros, director artístico de la Orquesta Filarmónica de Santa Cruz de la Sierra. Según él, la importancia del certamen reside en que los músicos necesitan de un espacio donde se reconozca su esfuerzo, trabajo y dedicación y al mismo tiempo les genera una sana competencia, al motivarlos a estudiar y rendir al máximo. “Eso permite que todos crezcan porque todos intentan ser mejores; cuando todos mejoran, el nivel de la música en Bolivia también lo hace”, dijo.

El concurso también implica clases magistrales para los 10 semifinalistas y su participación en un concierto presencial. La fase final, donde se seleccionará a tres músicos, incluye también un recital. “Esperamos que sea provechoso para todos en ciudad y provincias: que vengan músicos de Urubichá, de San José, de San Xavier… ¡Tenemos un enorme talento en la Chiquitania! También la oportunidad está abierta para el enorme potencial artístico de Tarija, Sucre, Potosí, La Paz, Cochabamba y de todos los lugares donde ya existe un movimiento musical consolidado”, manifestó Terceros.