Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 21 de mayo de 2022
  • Actualizado 02:41

El Grillo vuelve con 'alegría porque nunca había estado tanto tiempo sin tocar'

El músico y compositor cumple 32 años de carrera con una gira anual que incluye el teatro del Instituto Eduardo Laredo en Cochabamba, el 17 y 18 de junio.

Rodrigo “Grillo” Villegas durante una sesión de fotos. CORTESÍA
Rodrigo “Grillo” Villegas durante una sesión de fotos. CORTESÍA
El Grillo vuelve con 'alegría porque nunca había estado tanto tiempo sin tocar'

Después de casi tres años Rodrigo “Grillo” Villegas volverá a tener un concierto presencial. “Un motivo de gran alegría”, piensa el cantautor paceño que este año cumple 32 años de hacer música profesionalmente y grabar más de 20 discos. Es también motivo de alegría porque sale del “tremendo bajón” que le supuso el encierro del 2020-2021, y que de cierta forma dio como resultado su nuevo disco “Hermetismo”, del cual se podrán escuchar tres de sus canciones en su gira 2022.

Cochabamba hará parte de esta gira, donde Grillo legará el 17 y 18 de junio al teatro del Instituto Eduardo Laredo. La alineación escogida para su banda será Mayra Gonzales, Mauricio Cardona, Ramón Rocha, Inti Medina y Heber Peredo, algunos de ellos grandes músicos cochabambinos. Compartimos una entrevista en la que comenta cuáles son las expectativas para volver a los escenarios y el tiempo oscuro de la pandemia que, sin embargo, puede traer rencuentros o elementos productivos.

P: ¿Qué se siente volver a tocar en vivo y por qué crees que este es el momento correcto?

R: Siento muchísima felicidad, emoción, ansiedad, agradecimiento, ya que nunca, desde que empecé a tocar, este año cumplo 32 años en octubre que estoy grabando discos y tocando música profesionalmente, nunca he estado tanto tiempo fuera de los escenarios. En La Paz voy a tocar después de dos años y medio y en el resto del país, en las demás ciudades, después de tres años y medio, porque la gira de 2019 se cae por problemas políticos, pero llegue a tocar en La Paz, de ahí se me cae la gira en Cochabamba que era el 24 y 25 de octubre en el Achá y ahí ya estaba incendiado todo. Ya por eso es un motivo de alegría enorme, y el momento correcto es este porque estamos saliendo de una ola muy fuerte, bueno de cuatro, con unos números muy bajos, a pesar de que la vacunación podría estar mejor, estamos bien, en las ciudades capitales el aforo está al 100%, yo estoy vacunado, así que este es el mejor momento

P: ¿Qué experiencias o enseñanzas te trajo la pandemia?

R: Todas las experiencias en la vida y todo lo que vas caminando, quieras o no, te trae experiencias, eso no quiere decir que todas sean buenas o todas sean enseñanzas. Para mí, ha sido muy difícil lo que ha pasado, acercándose a lo trágico, porque quedarme sin laburo y encerrado, ya fue muy difícil, pero además se me caen dos de mis giras esperadas y más importantes que ya no podré recuperarlas: los 20 años de “Pesanervios” en 2020, que ya estaba pensando, y los 25 años de “Huye al sol”, mi primer álbum, muy querido, que iba a ser el 2021. Son giras irrecuperables y me hicieron un daño tremendo en mi futuro, en mi plan financiero, entonces es terrible. El 2020 fue año de bajonazo porque no podía terminar de entender eso que estaba pasando, fue difícil, y el 2021, a pesar de que seguía encerrado y sin laburo, al menos me puse a escribir mucho de donde sale el álbum “Hermetismo” y tengo para otro álbum más. Uno aprende muchas cosas, aquí con Hermeto (su gato) encerrados hemos ido entendiendo muchas cosas de la vida, reflexionando, recordando cosas, es obvio que ha calado hondo el encierro de dos años. 

P: Ahora te toca estar en el teatro del Instituto Laredo. ¿Ya tocaste ahí? ¿Qué te parece presentarte en ese escenario? 

R: Ya toqué en Laredo dos veces, me parece. Seguramente en las anteriores oportunidades por lo difícil que era conseguir, a veces, una fecha en el teatro Achá, porque yo tocó seguramente hace 20 años en el Achá, antes de que me dedique a tocar solo en teatros, siempre ha sido mi casa. Esta vez, con la tristeza de saber que el Achá está en algo un poco más preocupante que una “remodelación”, nos vamos al Laredo contento porque es un espacio importante, en tamaño, después del Achá, viene bien, así que feliz de tocar ahí. Además, es el colegio de los chicos, la sección Cochabamba que tengo en la banda. 

P: ¿Qué otros departamentos incluirá tu gira 2022?

R: Esta viene a ser mi gira anual, que en la pandemia no se pudieron hacer. Tuve un stream el 2020 y otro el 2021, horrible tocar en stream, aprovecho para decir. Voy a 7 ciudades: Oruro (Multiteatro), La Paz (Teatro Municipal), Cochabamba (teatro del Instituto Laredo), Santa Cruz (teatro del CBA), sucre (Teatro Mariscal), Potosí (teatro Cuarto Centenario), y cierro en agosto en Tarija en el Teatro de la Cultura. Es mi gira anual que casualmente ha coincidido con el lanzamiento de un nuevo álbum del que tocaré tres canciones. 

P: ¿Qué espíritu y estilo tiene tu nuevo disco “Hermetismo”? 

R: Es un álbum gestado en el encierro, debo recalcar que mi encierro fue estricto, le tenía mucho miedo al virus, entonces me cuide mucho, me encerré, no entró nadie a mi casa ni yo salí, estoy hablando de dos años, por supuesto estoy invicto y no me dio COVID, pero no es una ruleta, seguramente no me dio porque me cuide. El álbum sale desde ahí y luego empiezo a descubrir que empiezan a salir las canciones, son 17, que aprovecho para decirte que me volvió a conectar con algo, cosas que uno no se explica, porque después de muchísimos años me he sentido muy conecto al escribir las canciones, sin parar, obviamente trabajando mucho. Son 17 canciones de las cuales 9 tienen un tipo de luz que no eran el bajonazo del 2020 y son las que elegí para que hagan el álbum. Aunque me gusta hablar más de la producción, del diseño sonoro y de la música, un poco tu pregunta iba al texto, entonces habla de lo que ha sido para mi ir saliendo de esto, ver gente querida, darles un abrazo, conversar, salir a ver de nuevo todo, básicamente eso. Tengo otro grupo de canciones que no están en este disco, “Hermetismo” tiene un álbum gemelo malo, que, dependiendo como me vaya en esta gira, espero editarla a fin de este año y salga este mismo 2022 las canciones que ya no son tan lindas, ni alegres, sino que cuenta que acá pasaron cosas medio jodida en mi cabeza y en el encierro tuvieron un momento oscuro. 

P: ¿Cómo escoges las canciones que interpretarás del nuevo disco?

R: Después de que acabe la gira en agosto, seguramente hare otras tocadas y festivales, seguramente pueda hacer otra tocada en teatro presentando el “Hermetismo”, pero en esta gira como hay que elegir, no es un sorteo, pero las que saltan rápidamente, leyendo un poco comentarios de la gente, lo bueno es que ahora puedo ver el número de reproducciones en las plataformas digitales.

P: ¿Qué canciones o de que otros discos podremos escuchar en el concierto?

R: Creo que alguna vez lo expliqué y todavía manejo ese sistema, digamos interno, para elegir repertorio. Tengo tres cajones, uno es el de los clásicos que van variando muy poco, para que una canción se vuelva clásico de mi publico no es algo instantáneo, pasan muchos años, “Síntoma” ya entro ahí, pero de los álbumes más recientes, es la única, porque tarda una década u 8 años para volverse un clásico, como “Alas”, “Antifaz”, “Cada Beso”, “Perdón y Válvula”, “Momentos”, todas esas canciones. Después, hay una caja de las que me gustan a mí y que quiero ir variando un repertorio, un poco más lados b, como “Sacrificio”, “Venas del “Salto”, que son los lados b de canciones que me gustan a mí, y de ahí una tercera caja, más pequeña, que son las nuevas.