Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 22 de enero de 2020
  • Actualizado 19:14

EN UN CONVERSATORIO DENTRO DEL PROYECTO ZOOM

Diego Echevers discute la vigencia de la foto análoga

Para el artista lo digital se siente “vacío y plástico”. Incursiona en los diferentes procesos y métodos antiguos de la reproducción de imágenes.
Un campesino retratado en el área rural del país. Diego Echevers
Un campesino retratado en el área rural del país. Diego Echevers
Diego Echevers discute la vigencia de la foto análoga

El fotógrafo e investigador Diego Echevers  dará mañana una charla fotográfica sobre la vigencia de la fotografía análoga en base  a su experiencia. El evento, que comenzará a las 19:00 horas, hace parte del proyecto Zoom, organizado por 8B Departamento Cultural, ubicado en la calle J. de la Cruz Torrez No. 1485 entre Aurelio Meleán y  Aniceto Arce.

Echevers se adentró en el arte de la fotografía desde  1997.  Ha tenido la oportunidad de incursionar en la fotografía analógica. En el camino decidió unirse a las instantáneas digitales. No obstante, desde hace cinco años decide volver a sus raíces y deja por completo el formato de las nuevas tecnologías.

Echevers decide cumplir algunas tareas pendientes que tenía con la fotografía análoga, que en su momento  despertó en él la curiosidad de saber y entender, por ejemplo, el proceso para el revelado de un rollo. “Como muchos fotógrafos de hoy solo me dedicaba a producir imágenes. Llega un momento en el cual a la fotografía digital la siento vacía y plástica. Empecé a probar con ópticas análogas en cuerpos  digitales, me encantó el resultado, y es así como  decido volver por completo con lo que había iniciado hace 20 años atrás y no me arrepiento en lo absoluto”, afirmó 

Es así como vuelve su interés por la fotografía química. Terminó prescindiendo de los equipos digitales para volver a los e análogos, recogiendo equipos y procedimientos antiguos.