Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 17 de abril de 2021
  • Actualizado 22:45

Dictan un nuevo taller para hacer documentales en cuatro secuencias

El cineasta Juan Cristóbal Ríos, guionista de ‘¿Quién mató a la llamita blanca?’, facilita el curso que apuesta por producir con la máxima economía de medios.

Fotograma de “Ni de aquí, ni de allá”, uno de los documentales resultado del primer Taller de Cine Guerrilla. LUDOCINE
Fotograma de “Ni de aquí, ni de allá”, uno de los documentales resultado del primer Taller de Cine Guerrilla. LUDOCINE
Dictan un nuevo taller para hacer documentales en cuatro secuencias

Una segunda versión del “Taller de Cine Guerrilla: 4 secuencias para contar una historia”, certificado por la Red Cultural del Mercosur, se llevará a cabo en formato digital en 12 jornadas. 

Se habilitan dos cursos, uno pasará las sesiones los miércoles, empezando desde el 14 de este mes, de 18:00 a 20:00 horas durante cuatro semanas; mientras que el otro pasará los sábados, de 09:00 a 12:00 por tres semanas, 

Los contenidos del curso están relacionados a las nociones del documental intimista, el manejo del personaje entrañable, teoría del guion, dirección y producción. El taller brindará herramientas y conocimientos a los participantes para realizar documentales solamente en plano secuencia para pensar, desde la preproducción y el guion, en un producto viable con la máxima economía de medios. 

“Pensar en pocas secuencias, desafía al tallerista a sintetizar una historia documental en pocos espacios, centrándose en el intimismo y la entrañabilidad del personaje y el espacio vital donde se desarrolla”, refiere una nota de prensa del curso, que estará dirigido por el cineasta Juan Cristóbal Ríos, guionista de “¿Quién mató a la llamita blanca?” (Rodrigo Bellott) y de “Norte Estrecho” (Omar Villarroel), filme del que fue también director de casting. 

En la primera entrega del “Taller de Cine Guerrilla”, desarrollado el año pasado, se presentaron seis documentales: “Gorda, estresada y feliz”, dirigido por Sandra Camargo, quien desarrolla su adicción al azúcar, en Arlington, Virginia y el momento que se sienta a hablar con su familia sobre su subida de peso, su salud y un secreto oculto; “Chelita” de Jorge Campos, que tuvo como protagonista a una abuelita de 90 años que recuerda su pasado en la mina de Colquiri; “Potro salvaje”, con dirección de Gustavo Rodríguez, quien pasó de ser un futbolista profesional a un corredor de autos en La Paz.

La muestra se completó con “La Reyna de las delicias” de Daniel Rodas, quien sigue a una vendedora boliviana de empanadas en Arica; “¿Dónde está papá?” donde Ulises Hermosa hace un retrato intimista de su padre, Ulises Hermosa de Los Kjarkas; y “Ni de aquí, ni de allá”, dirigida por Paola Aviles, que versa sobre Eugenio, un migrante de Oaxaca (México) que trabaja limpiando estaciones de buses en Estados Unidos.

El visionado estuvo compartido más de 50 veces en Facebook y estuvo disponible para el globo entero.