Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 17 de mayo de 2022
  • Actualizado 23:25

Alasitas mueve comercio pese a falta de permiso e incremento de casos COVID

Una reunión de gabinete, que se llevará adelante hoy, definirá si los comerciantes podrán o no continuar asentados en la avenida Martín Cárdenas estos dos días.
La venta de productos en miniatura en Quillacollo, ayer. DICO SOLÍS
La venta de productos en miniatura en Quillacollo, ayer. DICO SOLÍS
Alasitas mueve comercio pese a falta de permiso e incremento de casos COVID

La Feria de Alasitas, que se desarrolla en el marco de la festividad de la Virgen de Urcupiña, congregó ayer a decenas de fieles que llegaron hasta la zona del Calvario, en

Quillacollo, para comprar los diferentes productos en miniatura.

Los comerciantes, pese a la falta de permiso de la Alcaldía, se asentaron en la avenida Martín Cárdenas desde el sábado y pretenden quedarse hasta mañana martes.

Sin embargo, según el director de Cultura, Pablo Hinojosa, podrían ser desalojados en las próximas horas por el incumplimiento a las disposiciones municipales. La decisión se tomará en una reunión de gabinete.

Hinojosa explicó que la determinación fue que esta actividad no se realice por el incremento de casos de COVID-19 en el municipio y se realizó la notificación correspondiente a los comerciantes que hicieron caso omiso.

“Tenemos el informe del hospital Benigno Sánchez sobre el incremento y el jueves se quedó en que no había autorización y pese a ello se asentaron. Eso implica irresponsabilidad”, manifestó.

Dijo también que una vez más rebasaron las decisiones municipales, como sucedió con la misa central en honor a la virgen María y no se pudo coadyuvar con las medidas de bioseguridad, a través de controles y fumigación, para evitar más contagios.

“Se vio aglomeración de mucha gente, se dijo a los comerciantes que se instalen pasado un puesto, pero n o hicieron caso. Se va a pasar la notificación a los comerciantes”, agregó.

Hinojosa dijo que se proyectó ampliar la festividad de la Virgen de Urcupiña las próximas semanas, pero ante el incumplimiento de acuerdos, esta posibilidad, en busca de la reactivación económica, está en riesgo.

Se tenía previsto que cada fin de semana se realice la feria de Alasitas con grupos de comerciantes, empezando por quienes llegan desde el interior del país.

Por lo pronto, seguirá vigente la realización del Calvario, en el cerro de Cota, los fines de semana.