Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 02 de julio de 2022
  • Actualizado 22:04

ABAP vuelve a sufrir por documentación y Alcaldía amenaza con desalojo

La galería Walter Terrazas sirve para mostrar y vender el trabajo de artistas plásticos cochabambinos desde hace 35 años. 
La sede de la ABAP que funciona en la Heroínas y España.    ARCHIVO
La sede de la ABAP que funciona en la Heroínas y España. ARCHIVO
ABAP vuelve a sufrir por documentación y Alcaldía amenaza con desalojo

La sede en Cochabamba de la Asociación Boliviana de Artistas Plásticos (ABAP), que funciona en la galería de arte Walter Terrazas de la esquina de las calles España y Heroínas, ha recibido una notificación por parte de la Alcaldía para entregar alguna documentación que respalde el uso del bien (de propiedad municipal), en caso de no contar con ningún sustento se procederá al desalojamiento administrativo y a "asumir acciones legales". 

El espacio es usado por la organización de artistas desde hace 35 años y es uno de los pocos lugares públicos donde se expone y comercializa arte; sin embargo, su falta de documentación o consolidación de una ya lo hicieron peligrar varias veces, siendo las dos últimas en 2015 y 2017. 

"Simplemente nos concesionaron el espacio municipal, solo era un préstamo de utilización, faltaba ese trámite de la concesión general. Avanzamos en eso el 2018 y 2019, pero vino la pandemia, los cambios de autoridades y se paralizó. Nos dijeron que no nos podían dar en comodato (el terreno) pero podemos hacer convenio para seguir usando el espacio", afirmó el director de la ABAP-Filial Cochabamba, David Vera. 

Una reunión fue pactada para el viernes entre ABAP y Alcaldía para explicar la situación y crear alternativas; no obstante, el director administrativo de Bienes Municipales de la Alcaldía, Óscar Velarde, ya advirtió que con no contar con la documentación en el encuentro se procederá "inmediatamente con el desalojo del inmueble porque es un bien municipal y nadie lo puede estar usando sin ningún documento que acredite esa posesión pacífica".  Sugirió que la ABAP puede hacer una solicitud por escrito al Alcalde para la ocupación del mueble para fines culturales.

"Me imagino que hubo un descuido en las otras gestiones con el tema del control, pero en esta estamos tratando de que todas las instituciones, sean religiosas, artísticas o de cualquier índole”, afirmó Velarde a este medio.