Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 31 de octubre de 2020
  • Actualizado 06:16

Voluntarios apagan incendios con fumigadoras en Punata, falta equipo

Un voluntario entra a apagar el incendio llevando agua en una fumigadora. RORI TERRAZAS
Un voluntario entra a apagar el incendio llevando agua en una fumigadora. RORI TERRAZAS
Voluntarios apagan incendios con fumigadoras en Punata, falta equipo

Baldes, mangueras de jardín y hasta fumigadoras agrícolas son usados por bomberos voluntarios de Punata para apagar los incendios domésticos y forestales en medio de la cuarentena, no tienen recursos ni para apagar el fuego y usan sus propios medios para prestar ayuda.

El bombero Rori Terrazas informó que la madrugada de ayer, en el camino hacia Tajamar, una casa de dos pisos se incendió completamente, pese a que acudió junto a otros voluntarios al llamado de los vecinos. Había baldes y mangueras, pero con poca presión y casi sin agua, nada pudieron hacer más que subir con mochilas fumigadoras cargadas de agua. El fuego pudo más y consumió colchones, muebles y dejó la vivienda a punto de desplomarse. 

Los dueños están de viaje y aparentemente no pudieron volver por la cuarentena, Terrazas comprobó que no había energía eléctrica por eso cree que algún extraño entró a la casa, estaba fumando y se quedó dormido sobre el colchón de paja. No hay heridos.

Contó que es el segundo caso que atiende desde que se inició la cuarentena por el COVID-19 fue en Aramasi, donde una madre se fue a ayudar en la cosecha de maíz dejando a sus dos hijos de 9 y 6 años, quienes jugaban con velas bajo la cama. El fuego corrió por las frazadas y consumió los muebles, los vecinos pidieron ayuda antes que se quemara la vivienda.

También reportó cuatro incendios forestales en los que calcula que se quemaron unas 226 hectáreas. Mangueras usadas cortadas en tiras con las que chicotean el suelo es lo que usan los voluntarios para atacar estos incendios.

Terrazas dijo que hace cinco años que pide apoyo a la Alcaldía, pero sin respuesta.