Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 03 de diciembre de 2020
  • Actualizado 19:26

Los vecinos de la zona sur denuncian que cisternas subieron precio del agua

Imagen referencial de una persona descargando agua de una cisterna. Foto: Opinión
Imagen referencial de una persona descargando agua de una cisterna. Foto: Opinión
Los vecinos de la zona sur denuncian que cisternas subieron precio del agua

Los vecinos de los barrios de la zona sur de la ciudad que no tienen agua del Servicio Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (Semapa) denunciaron que los carros cisterna están “aprovechando” la coyuntura y subieron el precio del turril (150 litros) del líquido entre 2 y 5 bolivianos.
El dirigente de la Coordinadora del Agua René Quispe dijo que el turril de agua lo están vendiendo entre 9 y 15 bolivianos, dependiendo de la ubicación del barrio.

“Estamos preocupados porque no hay control. Ahora, las familias necesitan usar más agua para prevenir la propagación del coronavirus”, sostuvo.

Añadió que no solo es el costo del agua que fue incrementado, sino que también no están llegando a los barrios con la misma frecuencia que lo hacían antes de que entre en vigencia la cuarentena total en Cochabamba.

Hizo un llamado a las autoridades de la Alcaldía de Cochabamba para que implementen controles y eviten que algunos dueños de cisternas aprovechen la coyuntura y suban el precio del agua.
“Muchas familias de esos barrios viven de la venta de algunos productos y, ahora, no pueden salir a realizar sus actividades comerciales. No tienen ingresos económicos y no están en condiciones de pagar más el agua”, manifestó.

HAY 250 CISTERNAS AUTORIZADAS

El secretario de Salud de la Alcaldía de Cochabamba, Elvis Gutiérrez, informó a OPINIÓN que entregaron autorizaciones a 250 carros cisterna de dos sindicatos para que lleven agua a los barrios que no tienen el servicio de Semapa.

Añadió que todos tienen que cumplir con las medidas de seguridad tanto personales como del vehículo y los accesorios, y de esa forma garantizar la calidad del agua que entregan a los vecinos.

También se les instruyó que lleguen a todos los barrios, principalmente de la zona sur de la ciudad, y que no incrementen el precio del turril de agua.

La autoridad indicó que, ante las denuncias de los vecinos, implementarán un sistema de control más riguroso.

Indicó que los 250 cisternas están autorizados para entregar agua, incluso las 24 horas del día, por lo que todos los barrios deberían contar con ese primordial servicio.