Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 22 de junio de 2021
  • Actualizado 13:58

El transporte libre y federado rechazan el servicio delivery el fin de semana

La autoridad municipal explicó que mucha gente les pidió el servicio, principalmente personas de la tercera edad que, en fin de semana, no pueden salir a comprar medicamentos o no tienen quién les lleve alimento.
Un grupo de delivery durante en una protesta. DICO SOLÍS
Un grupo de delivery durante en una protesta. NOÉ PORTUGAL
El transporte libre y federado rechazan el servicio delivery el fin de semana

El transporte libre y federado de Cochabamba rechazaron el anuncio del servicio delivery, que dispuso la Alcaldía para este fin de semana de cuarentena rígida y pidieron a las autoridades no desvirtuar las disposiciones.

El dirigente del transporte federado, José Orellana, manifestó que ya en la cuarentena del año pasado el servicio delivery trabajaba transportando pasajeros y lo mismo volverá a suceder ya que no se hace el control estricto. Del mismo modo, el ejecutivo del transporte libre, Mario Ramos, indicó que no es justo que ellos estén encerrados en sus casas y que sí se permita a otro tipo de transporte la circulación.

Por su parte el secretario general de la Alcladía, Franz Knaudt, explicó que otorgarán permisos para 80 motocicletas y 120 radio móviles para que no sean muchas movilidades las que estén circulando y que además serán exclusivos para la entrega de alimentos y medicamentos. En los puntos de control deberán presentar sus facturas de lo adquirido, indicó en la Red Uno.

Del mismo modo especificó que los delivery solo deberán trabajar de lunes a viernes hasta las 20:00 y no prolongarse de esa hora y los fines de semana de restricción de 09:00 a 19:00 para que no se excedan en los horarios.

La autoridad municipal explicó que mucha gente les pidió el servicio, principalmente personas de la tercera edad que, en fin de semana, no pueden salir a comprar medicamentos o no tienen quién les lleve alimento.

Los restaurantes deben trabajar solo con la mitad o menos de personal para no exponerlos al contagio.