Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 22 de septiembre de 2020
  • Actualizado 17:56

Tiquipaya: El Gobierno crea la Autoridad de Cuencas, prohíbe asentamientos ilegales e impulsa la reforestación

 La mandataria, quien fue al lugar para atender las demandas de las familias damnificadas, se reunió con parte de su gabinete tras inspeccionar la zona del desastre y conversar con la población a la que le transmitió toda su solidaridad.
Calles del municipio de Tiquipaya siendo afectadas por la mazamorra. Foto: Dico Solís
Calles del municipio de Tiquipaya siendo afectadas por la mazamorra. Foto: Dico Solís
Tiquipaya: El Gobierno crea la Autoridad de Cuencas, prohíbe asentamientos ilegales e impulsa la reforestación
El minigabinete ministerial reunido el martes en el municipio de Tiquipaya, Cochabamba, determinó la creación de la Autoridad Departamental de Cuencas, la prohibición de asentamientos ilegales en los lechos de los ríos y franjas de seguridad e intensificar la reforestación, informó la presidenta Jeanine Añez, quien dirigió ese encuentro convocado ante la emergencia que vive ese municipio desde el viernes en la noche cuando se desbordó el río Taquiña.

 La mandataria, quien fue al lugar para atender las demandas de las familias damnificadas, se reunió con parte de su gabinete tras inspeccionar la zona del desastre y conversar con la población a la que le transmitió toda su solidaridad.

"Sabemos que el dolor ha sido grande, lo entiendo como presidenta, pero insisto más lo entiendo como mujer y como madre, porque es terrible ver sufrir a sus hijos, ver las caras de desesperación cuando están con sus hijos en brazos y nos dicen 'lo hemos perdido todo' créanme que duele y duele mucho", indicó en conferencia de prensa en el Centro de Eventos y Convenciones "El Portal".

La jefa de Estado explicó que entre las medidas dispuestas frente a lo ocurrido se encuentra la creación de la Autoridad Departamental de Cuencas, entidad que se encargará del manejo integral de las cuencas en el departamento de Cochabamba y en particular de la de Taquiña cuyo rebalse ocasionó la "tragedia" en Tiquipaya.

Manifestó que para esa tarea se destinarán todos los recursos necesarios y estará acompañada también por el relevamiento de obras civiles que den "tranquilidad a los cochabambinos" y eviten que se repita lo ocurrido en la zona.

Otra medida, señaló, es prohibir los asentamientos ilegales al borde de los ríos y torrenteras, para no tener que lamentar lo que en la actualidad se está viviendo.

 "No se pueden permitir asentamientos ilegales, existen en esta fecha hay márgenes de torrenteras y cuencas y eso definitivamente es ilegal, es una de las principales causas de los desastres que ahora estamos vivimos", señaló.

Agregó que: "ordenaremos que se reubiquen a todas las familias que están dentro de estos límites porque tenemos que cuidar a toda la ciudad".

Una tercera medida, indicó, es la reforestación que será "intensa e inmediata", a cuya tarea aportará la Cámara Forestal que anunció que facilitará técnicos para el relevamiento forestal de las cuencas como también donará plantines para la estabilización de los suelos.

La presidenta valoró la información recibida de los ingenieros del antiguo Programa de Manejo Integral de Cuencas (PROMIC) que sirvió para definir medidas a corto y largo plazo.

Saludó también a la Cámara Agropecuaria del Oriente (CAO) que anunció que donará alimentos para las más de 300 familias afectadas, fundamentalmente raciones secas de primera necesidad.

Añez aseveró que los damnificados no quedarán solos porque se trabajará en medidas que ayuden a superar los daños inmediatos como también aquellos problemas estructurales, y anticipó que volverá a la zona las veces que sea necesario.

"Reciban toda mi solidaridad como madre, como mujer y la solidaridad de todo nuestro Gobierno, y refirmar el compromiso de hacerle seguimiento a este desastre y volver las veces que sean necesarias", mencionó.