Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 02 de julio de 2020
  • Actualizado 17:54

Suspenden cremaciones y entierros en el cementerio tras muerte de un trabajador

Los trabajadores se declaran en emergencia y piden que se les realice exámenes de laboratorio ante el fallecimiento de uno de sus compañeros.

Una persona junto a un ataúd en la puerta el cementerio general en Cochabamba.
Una persona junto a un ataúd en la puerta el cementerio general en Cochabamba.
Suspenden cremaciones y entierros en el cementerio tras muerte de un trabajador

Los trabajadores del Cementerio anunciaron una huelga exigiendo que tras el deceso de su compañero Mario se les realicen las pruebas rápidas para descartar que haya más infectados, además piden implementos de bioseguridad.

Hasta las puertas del camposanto llegó el féretro de una persona que no fue enterrada aún. Tampoco se realizan las cremaciones.

El administrador del Cementerio General, Benito Gonzales, explicó que las cremaciones fueron postergadas. “Por lo menos de un cuerpo. Será reprogramado. Esperemos que para la cremación del segundo fallecido ya esté todo solucionado”.

El domingo 28 de junio falleció en su domicilio uno de los trabajadores del cementerio y aunque el motivo de su muerte está “en estudio”, sus compañeros  declararon en estado de emergencia sientiéndose vulnerables y desprotegidos ante la enfermedad.

El responsable de la administración del cementerio dijo que la muerte de un trabajador ha despertado el temor y susceptibilidad en los trabajadores quienes han exigido la prueba rápida. 

Agregó que como medida de prevención, la Alcaldía ya realiza la fumigación de todo el cementerio y zonas aledañas. “Hay que esperar que termine la fumigación y luego se retomará las actividad normal”.

Señaló que el trabajador enfermó hace 15 días y su certificado no especifica el motivo de la muerte, pero que los que trabajan al interior piden que les practiquen exámenes de laboratorio. 

Respecto al féretro en la puerta esperando entierro dijo: “Se trata de una señora de Yacuiba, pero no estaba programado y se fue hasta la Administración sin hacer el trámite”. 

Cuarenta personas trabajaban en el Cementerio, sin embargo por la emergencia sanitaria ahora solo prestan servicio 20.