Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 20 de octubre de 2020
  • Actualizado 19:06

Puestos de venta de comida callejera se multiplican sin control ni seguridad

Las medidas de limpieza de platos y utensilios no son adecuadas ni recomendables en momentos de emergencia sanitaria.

Una comidera no lleva ni barbijo en una calle de la ciudad de Cochabamba.
Una comidera no lleva ni barbijo en una calle de la ciudad de Cochabamba.
Puestos de venta de comida callejera se multiplican sin control ni seguridad

En los últimos días, en las calles de la ciudad han proliferado los puestos de venta de comida. La Intendencia del municipio de Cochabamba afirmó que este incremento salió de sus manos debido a la falta de personal para su control.

El intendente interino, Juan Berzaín, afirmó que esa actividad está prohibida porque su presencia no está contemplada en ninguno de los decretos nacionales ni departamentales que marcan la cuarentena a raíz de la pandemia del coronavirus. “La venta de comida no debe ser considerada como la provisión de alimentos de primera necesidad, cuya venta está permitida todos los días desde las 7 de la mañana hasta mediodía”.

Observó también que las condiciones de higiene y lavado de los utensilios no son adecuados. Decenas de personas comparten el plato, cucharas y cubiertos sin que estos sean suficientemente desinfectados porque cada comerciante apenas lleva agua en baldes y la limpieza se realiza en apenas envases.

Berzaín admitió que estos puestos de venta han proliferado y que el control es difícil debido a la reducción de personal municipal para el trabajo en las calles.

Solicitó a las personas que salgan a realizar sus compras en los días que les corresponde, según terminación numeral de cédula de identidad, que dejen de consumir comida cuya seguridad está en entredicho. “Pedimos a la gente que también se cuide”.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad