Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 19 de octubre de 2021
  • Actualizado 07:06

La planta de Albarrancho ha sido superada en su capacidad

La planta de Albarrancho ha sido superada en su capacidad
La planta de tratamiento de aguas residuales de Albarrancho ha sido superada en su capacidad de almacenamiento al recibir 600 litros de aguas servidas por segundo.



Así lo informó el director del Centro de Ecología Aplicada Simón I. Patiño, Cristhian Bomblat, a tiempo de informar que la capacidad de almacenamiento de esta planta es de 400 litros de agua por segundo, pero ahora recibe 200 litros extras, debido al rápido crecimiento de la población.



La información fue dada conocer en el marco del desarrollo del Seminario "Tecnologías y Mejores Prácticas en Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales en Bolivia" que se llevó a cabo ayer en la Casa Campestre.



Bomblat indicó que el hecho de que la planta esté superada en su capacidad de almacenamiento provoca que las aguas que salen de Albarrancho estén sucias.



“Las aguas que salen de la planta no están tan limpias como se espera y salen directamente a contaminar el río Rocha”, dijo Bomblat.



Una solución, dijo Bomblat, es descentralizar la planta que ya está sobrecargada y provoca malos olores en el lugar.



En este encuentro se analizaron las tecnologías más apropiadas para plantas de tratamiento en Bolivia, así como las diferentes experiencias locales en operación y el mantenimiento de las mismas, asimismo, se aprovechó la oportunidad para encontrar una solución práctica y sostenible a la futura construcción de este tipo de plantas de tratamiento que servirán a la población del municipio de Quillacollo.