Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 06 de diciembre de 2021
  • Actualizado 17:08

Personal médico denuncia que seguro no cubre prueba PCR ni medicamentos en caso de COVID

Los trabajadores del Hospital del Sur, que están contratados con ítem ministerial, aseguraron sentirse desprotegidos. Están asegurados a la Caja Bancaria, que a su vez utiliza los servicios del hospital Univalle.
Personal médico en un hospital de Cochabamba. DICO SOLÍS
Personal médico en un hospital de Cochabamba. DICO SOLÍS
Personal médico denuncia que seguro no cubre prueba PCR ni medicamentos en caso de COVID

Personal médico del Hospital del Sur, que está contratado con ítem ministerial, denunció que el seguro de salud no los atiende y que los gastos en caso de contraer coronavirus deben correr por su cuenta, o esperar a que el servicio les devuelva el dinero tiempo después.

El director del Hospital del Sur, Grover León, expresó su preocupación por la falta de cobertura que tiene su personal. Según aseguró, los trabajadores que tienen este tipo de contrato están afiliados a la Caja Bancaria que, a su vez, utiliza los servicios del hospital Univalle, pero debido a un retraso en la renovación del convenio no les brindan la atención correspondiente.

“Argumentan que es porque hay una dificultad en el convenio que tienen con el hospital Univalle. Vamos, nos atienden, pero no nos dispensan medicamentos, o para tomar la pruebas en caso de que alguna persona sea sospechosa, nos dicen que nos tenemos que hacer las pruebas por nuestros propios medios o dan el número de factura para que luego hagan la devolución, pero es complicado porque a veces hay personas que no cuentan con ese monto en ese momento”, relató una de trabajadoras del Hospital del Sur, quien prefirió mantener su nombre en reserva.

Informó que en el caso de que un empleado se contagie con COVID-19 se debe comprar los medicamentos y la atención demora mucho, por lo que al final pide atención en su hospital, lo que también aumenta la carga de pacientes en el nosocomio.

Otra de las trabajadoras del Hospital del Sur también contó lo difícil que es acceder a su seguro y por eso muchas veces buscan atención en un centro público. “Algunos de los que se enfermaron muy grave al final se tuvieron que internar en nuestro hospital porque no lograron acceder a una internación por COVID. Siempre les ponían muchas trabas”, indicó.

Durante la primera ola de la pandemia tuvieron los primeros inconvenientes con el seguro médico. Lo mismo pasa ahora, en pleno rebrote, donde el personal de salud está expuesto en primera línea. “Han ido y les han dicho que si querían ser atendidos tenían que hacerse la prueba primero y cuesta 700 bolivianos. A nosotros nos descuentan para el seguro, pero no cubre nada”, aseveró una médico.

Además, informó que elaboraron una carta general por parte del hospital y otras individuales de cada afectado para dar a conocer al Ministerio de Salud sobre la situación para que puedan hacer algo para mejorar la atención. La anterior semana aumentaron las quejas del personal lo que motivó a tomar medidas. Esperan que puedan ser escuchados y reciban la atención oportuna.

“Que de una vez les otorguen este servicio porque luego no tendrán dónde ir para hacer sus tratamientos. No les están prestando el servicio adecuado que debería ser. Y en el Hospital del Sur el 100% es con ítem ministerial, entonces ellos están tropezando con ese problema y si vamos a entrar a un proceso de rebrote no sería conveniente que el personal de salud no tenga seguro”, aseguró León.

“No se trata solo de otorgarles la baja, sino también tratamiento y cuidado. Nosotros también somos humanos. El año pasado hemos tenido problemas con la Caja, y nosotros hemos asumido eso. Hay que prever ahora”, añadió el médico.