Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 21 de octubre de 2020
  • Actualizado 03:25

Ningún postulante a premilitar da positivo a COVID y laboratorios “designados” hacen exámenes médicos

Relaciones Públicas de la Policía Militar explicó que el reclutamiento que está realizando es de rutina y, después de un examen físico que será en los próximos días, los seleccionados no asistirán más al regimiento, hasta que lo disponga la Dirección General Territorial Militar.

Premilitares salen del control médico, el lunes en Cotapachi. CRÉDITO- Dico Solís
Premilitares salen del control médico, el lunes en Cotapachi. CRÉDITO- Dico Solís
Ningún postulante a premilitar da positivo a COVID y laboratorios “designados” hacen exámenes médicos

Ningún postulante al Servicio Premilitar de la Unidad Militar RPM-3 Esteban Arze de Cotapachi (Quillacollo) que fue sometido a un examen médico el lunes dio positivo a COVID-19, de acuerdo con un informe emitido ayer por la Sección de Relaciones Públicas de esa instancia.

 “Por disposición de la Dirección General Territorial Militar”, el lunes 17 de agosto, los reclutas acudieron al coliseo de Cotapachi desde las 8:00 horas para un examen médico que incluía el test para detectar el virus. Este proceso fue realizado en tres unidades: RPM-3 Esteban Arze, Tumusla y el Centro General de Mantenimiento de Material Bélico.

 Algunos padres que aguardaban a sus hijos en la parte externa del recinto expresaron su preocupación por los resultados y temían que no recibieran a los que dieran positivo. Al respecto, Relaciones Públicas de la Policía Militar (PM) aclaró ayer que, “hasta ahora, no tenemos ningún positivo”.

 Por otro lado, otros tutores indicaron que cancelaron 850 bolivianos por el examen médico, que incluía la prueba de coronavirus, pero no les dieron factura, solo un recibo. Sobre este punto, la PM explicó que este servicio es proporcionado por instancias subcontratadas para que los aspirantes no corran el riesgo de contagio, la Dirección General Territorial Militar gestionó con que ciertas clínicas y laboratorios acudan a los regimientos a realizarles esos exámenes.

 El monto que cubre ese procedimiento médico que, esta gestión incluye la prueba COVID-19, es percibido por esas empresas particulares. Aclararon que los militares no realizaron el cobro.

 Añadieron que las próximas cuotas económicas que los papás darán, por ejemplo, tiene que ver con el uniforme, tampoco será entregada a los uniformados, sino a cuentas fiscales. “Todo se está realizando de manera transparente”.

SITUACIÓN

La Policía Militar explicó que, luego del examen médico, los reclutas pasarán por un examen físico y, para no exponerlos al virus, no los volverán a convocar a los recintos hasta que la Dirección General Territorial Militar lo disponga.

 Anticiparon que hay una propuesta para desarrollar la instrucción premilitar garantizando el distanciamiento social, pero, será aplicada cuando pase la emergencia sanitaria.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad