Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 31 de enero de 2023
  • Actualizado 12:37

Municipio está sin grúas ni boleteros, solo grapas que multan hasta con Bs 500

Prevén rehabilitar el servicio en una semana. Contratarán 60 personas que controlen el parqueo en vías públicas autorizadas. Identifican caos en las calles próximas a la plaza 14 de Septiembre.

Una grúa se lleva a un trufi que estacionó en una vía no autorizada. Dico Solís
Una grúa se lleva a un trufi que estacionó en una vía no autorizada. Dico Solís
Municipio está sin grúas ni boleteros, solo grapas que multan hasta con Bs 500

La ciudad es un caos. Las movilidades, especialmente “de funcionarios de entidades bancarias y de personal de salud”, son dejadas en vías próximas a la plaza 14 de Septiembre, donde está prohibido parquear.

El director de Movilidad Urbana de la Alcaldía de Cochabamba, Heber Rojas, reconoció que luego de la cuarentena rígida no restablecieron los servicios de grúas y boleteros en el municipio porque concluyó el contrato, pero sí hay personal que engrapa a los motorizados estacionados en zonas restringidas.

La ausencia de boleteros o grúas es, quizá, una de las razones para que estos días haya “desorden” vehicular en las calles. Rojas mencionó que esta situación se da, sobre todo, en la Nataniel Aguirre, Calama, 25 de Mayo y Bolívar.

Con las calles embotelladas, garantizar el distanciamiento social es complicado, dijo Rojas, pues los autos mal estacionados provocan congestionamiento y “reducen el espacio en vías públicas”, obligando a los peatones a circular cerca unos de otros.

Pidió a la población respectar la normativa porque quienes la incumplan corren el riesgo de ser multados hasta con 500 bolivianos. Cuando un auto es engrapado por primera vez recibe 200 bolivianos de sanción y si reincide debe pagar 500. Este cobro fue restablecido desde que rige el régimen de cuarentena mixta.

Alertaron que también se ponen grapas o inmovilizadores a vehículos que paran en garajes y les hacen cancelar 200 bolivianos de multa, los que se estacionan en paradas de transporte público cancelan 50.

“Si bien estamos en cuarentena mixta, no significa que deba existir un desorden en los estacionamientos municipales”. Recordó que los pretiles de color amarillo indican que no se puede parquear en ese lugar. Si un conductor ve un letrero de color azul, ahí sí puede, pero pagando un boliviano por cada media hora.

SITUACIÓN

Prevén que en siete días, aproximadamente, el personal de boletería se desplazará a las vías tarifadas de la ciudad para controlar.

Dentro de ese lapso también habrá dos grúas circulando por las calles para llevarse a motorizados de dos y cuatro ruedas que incumplan la norma.