Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 17 de enero de 2020
  • Actualizado 19:56

FOTO MUESTRA A UN HOMBRE ARMADO EN LA REVUELTA QUE LO ACECHÓ EN LA UMSS

Marco Pumari, una visita entre el rechazo, la fama y los enfrentamientos

El Presidente del Comité Cívico de Potosí fue rechazado de ingresar a la Universidad Mayor de San Simón (UMSS) a ofrecer una charla, luego de que estudiantes afines al MAS empezaran a lanzar objetos.
Marcos Pumari sale de la universidad protegido por su equipo de seguridad.  Noé Portugal
Marcos Pumari sale de la universidad protegido por su equipo de seguridad. Noé Portugal
Marco Pumari, una visita entre el rechazo, la fama y los enfrentamientos

Marcos Pumari tiene carácter fuerte. Estuvo por unas horas en Cochabamba, despertó aplausos y rechiflas. La defensa y ataque a este singular líder cívico potosino llevó al enfrentamiento, heridos, incluso hubo la presencia de una persona armada.

Su presencia causó revuelo en todas las actividades previstas en su primera visita a Cochabamba después de los 21 días de convulsión que vivió Bolivia, tras las elecciones generales del 20 de octubre pasado. 

Pumari es presidente del Comité Cívico de Potosí y jugó un rol importante organizando a la oposición al Movimiento Al Socialismo (MAS) liderado por el entonces gobernante Evo Morales. Pumari, junto al cívico cruceño Fernando Camacho convocaron a las calles a los ciudadanos para rechazar los resultados de los comicios que daban como ganador a Morales. Denunciaron fraude y exigieron su renuncia. 

Ha corrido mucha agua después de la renuncia y salida del país de Morales. Camacho dejó de ser presidente del Comité Cívico de Santa Cruz, lanzó su candidatura a la Presidencia e invitó a Pumari a que le acompañe en la Vicepresidencia. Pero Pumari aún no le responde.

Desde ese momento el dirigente potosino recorre el país teniendo encuentros con organizaciones. A invitación de la Federación Universitaria Local, (FUL) de la Universidad Mayor de San Simón, UMSS, ayer llegó a Cochabamba para reunirse con jóvenes estudiantes.

Su visita causó revuelo incluso en los periodistas. Se hospedó en el hotel La Colonia, zona norte. Hasta allí llegaron comunicadores en busca de una entrevista exclusiva, pero la descoordinación en la convocatoria a la conferencia de prensa dejó a muchas trabajadores de la prensa sin las declaraciones del líder. 

En contacto con la prensa y al ser consultado sobre si aceptará o no la invitación a ser vicepresidenciable de Fernando Camacho. 

Dejó claro que no actuará en base a presiones o plazos (que le puso Camacho para una respuesta) y que él no se activa por intereses personales, sino que responde a una estructura orgánica sindical del Comité Cívico de Potosí. 

“Si tomamos una decisión apresurada podemos provocar el retorno de Evo a Palacio de Gobierno y eso es lo último que queremos  los bolivianos. En este momento debemos buscar la tranquilidad del país”.

Asegura que no tiene ningún acercamiento con Carlos Mesa (candidato de Comunidad Ciudadana) ni con Samuel Doria Medina. Rechazó que alguna vez haya pertenecido a juventudes del MAS.

Pumari se reúne el sábado con el Consejo Consultivo de Potosí para analizar el tema de su postulación. Verán los pros y contras de ser candidato y se tomará la mejor decisión para el país y la democracia. “No por la persona, sino debemos actuar en función del país”.   

A su salida del hotel, otro grupo de periodistas llegó recién, reclamó airado por la desorganización que casi les deja sin entrevista y pidió otro espacio de diálogo. Pumari, pidió disculpas, pero dejó también en claro que no aceptará presiones ni condiciones tampoco de periodistas.

Pumari no actúa solo. Un grupo de unas diez personas aproximadamente forma su equipo de coordinación y de seguridad. 

Pumari se retira del hotel en cuatro elegantes camionetas blancas rumbo al auditorio de la Facultad de Ciencias y Tecnología de la UMSS. 

Antes de partir se enteran de que en la puerta hay “masistas que se están movilizando para  impedir el ingreso de Pumari” a las instalaciones y evitar que se reúna con estudiantes universitarios. Uno de los miembro de seguridad dice que no hay porqué preocuparse porque están unas 1.000 personas de su sector cuidado el lugar.

Cuando Pumari arriba a la UMSS se encuentra con manifestantes presuntamente masistas insultando al dirigente. También en letreros está escrito “Pumari asesino”, “Pumari fuera de la U”.

Su grupo de apoyo le protege con un cordón humano e ingresa hasta el auditorio para contar la experiencia de 21 días de resistencia callejera.

Afuera se forman dos bandos de grupos estudiantiles. Unos respaldan y otros rechazan la llegada del presidente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo).

Entre insultos, carteles y gritos, los universitarios se atacaron con todo tipo de objetos. Hubo piedras, tierra y hasta tomates. Los insultos subían de tono.  

ARMA Circulan a través de redes sociales imágenes y videos de un manifestante con un arma de fuego durante la salida de Marco Pumari en San Simón.

Las imágenes difundidas muestran a una persona de polera roja con una gorra  negra, que saca en dos oportunidades el arma, una cuando tienen cerca del líder de Potosí y otra, levanta y apunta el arma hacia otro lado.

El potosino tuvo que salir corriendo y escoltado por otro grupo de universitarios de la misma casa de estudios.

8A 9A-F1_PUMARI_A_LA_UMSS_PORTUGAL

La actividad en la UMSS terminó con dos heridos y un par de detenidos.

Uno de los aprehendidos es el concejal suplente por la agrupación Demócratas, del municipio de Cochabamba Diego Siñaniz Guzmán quien fue acusado de agredir al periodista de Los Tiempos Christian Burgos.

El periodista realizaba una transmisión en vivo de la salida violenta de Pumari de la UMSS. En eso, un grupo de personas se acercaron para agredirle física y verbalmente. Quiso arrebatarle su equipo de trabajo y al no lograrlo le propinaron varias patadas.  

 El presunto agresor fue aprehendido y conducido hasta la Policía. 

En la tarde y luego de una jornada tensa,  Pumari cerró su gira por Cochabamba con un cabildo en la Plaza de las Banderas que congregó a más de 200 personas y donde recibió el apoyo y respaldo de sus seguidores.  Entre ellos, sectores que se identificaron como vecinos de la zona sur le entregaron un reconocimiento por su "lucha por la democracia".

Sobre su postulación en un binomio para los comicios generales del próximo año, Pumari dijo que la decisión que tomará podría no agradar a todos. "Cualquiera que sea mi decisión les pido que me acompañen, más allá de la distancia", manifestó entre vítores que lo alentaban a aspirar a la presidencia y luchar por la unidad del país.

"Nos vamos a aferrar al compromiso de luchar por nuestra tierra, por Bolivia. Donde nos encontremos Bolivia estará por delante de los intereses personales", concluyó. 

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad