Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 12 de abril de 2021
  • Actualizado 20:39

ALCALDE AFIRMA QUE NO HAY DINERO PARA HACER UN PROYECTO MUNICIPAL

Leyes desconoce hipoteca y dice que acelerará la Terminal

La autoridad señala que el lote del empresario Jaime Veizaga es privado; sin embargo, el 44% debió pasar a propiedad municipal. Asamblea Legislativa espera resultado de auditoría.
Terminal de Buses de la avenida Ayacucho. Archivo
Una imagen de la hacinada terminal de buses de la avenida Ayacucho. DICO SOLÍS
Leyes desconoce hipoteca y dice que acelerará la Terminal

El alcalde municipal de Cochabamba, José María Leyes, aseguró que  la única forma de tener una terminal de buses moderna y acorde a las necesidades de los ciudadanos es recurriendo a la iniciativa privada, “porque la Municipalidad no tiene recursos para enfrentar esa inversión”.

Agregó que le dará “impulso y celeridad necesarios para que en el corto plazo se pueda tener una terminal nueva y cómoda”. 

Así respondió a las consultas sobre la aprobación del proyecto de construcción de la Terminal de Buses S.A. Cochabamba, del empresario Jaime Veizaga. “Si es que hay algún emprendimiento privado que quiere invertir y quitarle ese peso económico a la Alcaldía, nosotros lo saludamos”, dijo.

De acuerdo a documentación al que este diario tuvo acceso, de los 68.112.38 metros cuadrados del terreno de propiedad de Veizaga en Albarrancho aprobados para construir la Terminal, comuna Itocta de la zona sur, el 44%  debió ser cedido a la Alcaldía para áreas de equipamiento, sin embargo no existe esa otorgación registrada en favor de la Dirección de Bienes Municipales. Es más, aparecen dos gravámenes hipotecarios de 25.930.800 y 10.069.200 en el banco Bisa.

Ayer, Leyes dijo desconocer si pesan dos hipotecas sobre el terreno donde fue aprobada la construcción de la Terminal de Veizaga. “Desconozco si tiene hipoteca. El terreno no es municipal”.

La autoridad desconoce que  casi la mitad de ese terreno, el 44%, debió pasar a cesión municipal.

Agregó que es urgente construir una terminal sin importar si es privado. “Las actuales instalaciones han colapsado hace años”. 

Leyes dijo también que no sabe si la Asamblea Legislativa Departamental realizó una auditoría para conocer cómo es que la Gobernación otorgó licencia ambiental al proyecto del empresario. 

Leyes dijo que fue el Concejo Municipal el que aprobó, en 2016, Albarrancho como espacio de equipamiento privado. “Entiendo que la aprobación fue de manera inánime, todas las fuerzas políticas dijeron, sí”.

Señaló que la Alcaldía no aprueba una terminal como operación, sino lo hace el Ministerio de Obras Públicas. “La Alcaldía lo que hace es aprobar una construcción. Es una pena que algunas personas aprueben leyes, ellas mismas las firman, pero no las leen. Vamos a actuar en el marco de nuestras competencias. Si existe una persona que presenta una solicitud de construcción y cumple con la normativa, la Alcaldía tiene que aprobarla”.

La Asamblea Legislativa y Arquitectos ven irregularidades 

El asambleísta departamental por Cochabamba Mario Orellana anunció que están a la espera de los resultados de una auditoría especial al proceso de otorgación de licencia ambiental para la construcción de la Terminal de Buses, elaborado por la Gobernación.

Señaló que realizan un seguimiento a la licencia ambiental del certificado de dispensación categoría 3 otorgado a la empresa de la Terminal de Buses S.A. Cochabamba. “Es irregular y las observaciones realizadas por la Asamblea son de conocimiento de la gobernadora Esther Soria. Los resultados de esa auditoría los conoceremos en los siguientes días”.

Agregó que el exgobernador Iván Canelas, su Asesor General y funcionarios de Madre Tierra “han actuado a espaldas del pueblo cochabambino traicionando los intereses comunes porque el proyecto de la Terminal estaba declarado como un proyecto estratégico departamental, eso significada que debió ser ejecutado con inversión pública”.

En tanto, Javier Molina de la Sociedad de Estudios Urbanos Regionales del Colegio de Arquitectos de Cochabamba, dijo: “Es muy sospechoso e irresponsable la forma en que ha sido aprobado el proyecto privado. Hay muchas irregularidades encontradas”.