Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 22 de febrero de 2024
  • Actualizado 22:54

Lanzan dragado de la laguna Alalay, pero no inicia; hay una notificación

El dragado de esta laguna es una de las acciones más importantes para resolver el problema de contaminación que le aqueja.
La maquinaria dispuesta para el dragado de la laguna Alalay, este 12 de septiembre./ NOÉ PORTUGAL
La maquinaria dispuesta para el dragado de la laguna Alalay, este 12 de septiembre./ NOÉ PORTUGAL
Lanzan dragado de la laguna Alalay, pero no inicia; hay una notificación

La Alcaldía de Cochabamba hizo ayer el lanzamiento del dragado de la laguna Alalay. Sin embargo, los trabajos no iniciaron; la Municipalidad manifestó que existe una “notificación política”.

La maquinaria dispuesta para el inicio de los trabajaos se mantuvo ayer parada.

El dragado de esta laguna es una de las acciones más importantes para resolver el problema de contaminación que le aqueja. Fue anunciado desde hace meses, pero se presentan obstáculos.

La mañana de ayer, durante el lanzamiento, el alcalde Manfred Reyes Villa ponderó que era un día “histórico”.

“Después de 26 años volvemos a este pulmón de nuestra querida Cochabamba. La laguna Alalay la hemos dragado hace 26 años y, lamentablemente, no se la ha mantenido, no se la ha oxigenado, no se ha hecho el tratamiento que se debería haber hecho (…) Tenemos que cuidar y preservar lo que tenemos esta vez que hagamos el dragado, porque vamos hacer un dragado profesional, técnico, uno como tiene que ser”, dijo la autoridad.

Reyes Villa enfatizó que con estas obras se busca que toda la población de aves, que solía visitar una de las últimas lagunas urbanas de Cochabamba, vuelva a la cubeta de agua.  Tras los trabajos, prometió que la zona será “una de las mejores” en términos turísticos.  

“Van a ver cuando la laguna ya esté dragada, con el saneamiento del vaso correspondiente, la forestación, las áreas deportivas, las aves acá. Realmente va a ser un lujo que nos visiten de La Paz, Oruro, Potosí o de afuera”, sostuvo Reyes Villa.

PERO, NO INICIÓ

Sin embargo, tras el lanzamiento que generó expectativa por parte de la población, los trabajos de dragado no iniciaron, debido a que la Gobernación notificó con la determinación a la Alcaldía, alegado la inexistencia de una licencia ambiental.

Al respecto, el Alcalde informó que la notificación llegó el lunes al Gobierno municipal.

Dijo que se trata de una “notificación política”, y aseguró que la Alcaldía tiene la ficha ambiental. Además, adelantó que no paralizará la obra y expresó que este pedido no proviene de la primera autoridad departamental, Humberto Sánchez, puesto que “el Gobernador, siempre está en buena línea”.

“Hemos sacado la licencia ambiental. Lo único que tenemos que hacer es transferir a la empresa para que haga él su licencia. Pero, no pueden evitar (el inicio de obras), porque de lo contrario, todo Cochabamba va a salir a las calles para defender la laguna Alalay”, apuntó Reyes Villa.

La empresa que se adjudicó la obra, la Asociación Accidental Ecodragados Cochabamba Alalay-EDCA, no inicio los trabajos. Producto de ello, la maquinaria se encontraba fuera del área de intervención.

En la mañana, el director de Medio Ambiente de la Alcaldía, Elvis Gutiérrez, precisó que el acto fue de lanzamiento del dragado y no del inicio de obras.

“La maquinaria está fuera del área de intervención, pero, bueno. No es tanto cómo iniciamos, sino cuándo iniciamos. Sí, nos falta hacer el traspaso y nos faltan dos permisos: de disposición final y el tema de transporte que tienen que tener licencia ambiental. Se está haciendo los traspasos”, explicó.

LA EMPRESA

El último dragado de la laguna fue ejecutado en 1997, durante la gestión del también alcalde, Reyes Villa. Entonces, tras las obras hidráulicas y civiles que se realizaron en el vaso de agua se extrajo un volumen de 383 mil metros cúbicos (m3) de lodo, de un área correspondiente a 77 hectáreas.

Hoy, será la Asociación Accidental Ecodragados Cochabamba Alalay-EDCA la firma encargada del mejoramiento y dragado de la laguna, quien ejecutará las obras en un plazo de ocho meses, por un monto de 30.8 millones de boliviano.

Reyes Villa informó que la firma deberá extraer más de 500 metros cúbicos de lodo contaminado. Pese a que se estima un plazo de ocho meses, proyecta que el dragado concluirá en diciembre, antes del periodo de lluvias.

En la ocasión, pidió a la Gobernación realizar el anillo o zanja de coronación para evitar el ingreso de aguas servidas.