Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 21 de enero de 2022
  • Actualizado 19:35

Juez sentencia a exfuncionarios de ELFEC con penas entre 5 y 10 años

El Tribunal de Sentencia número 3 de Cochabamba dictó sentencia de 10 años contra Udaeta y Rivero por la comisión de los delitos de asociación delictuosa, legitimación de ganancias ilícitas, sociedades ficticias y enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado.
Representantes de ELFEC, durante una conferencia de prensa en las oficinas de la empresa eléctrica. ELFEC
Representantes de ELFEC, durante una conferencia de prensa en las oficinas de la empresa eléctrica. ELFEC
Juez sentencia a exfuncionarios de ELFEC con penas entre 5 y 10 años

Los exfuncionarios Francisco Udaeta, Ximena Rivero, Marcelo Magariños, Javier Alarcón, Alfredo Viscarra y Víctor Hugo Toranzos fueron condenados con penas entre 5 y 10 años de reclusión por las irregularidades en la venta de las acciones de la empresa de Luz y Fuerza Eléctrica Cochabamba S.A. (ELFEC) a Soelbo.

El Tribunal de Sentencia número 3 de Cochabamba dictó sentencia de 10 años contra Udaeta y Rivero por la comisión de los delitos de asociación delictuosa, legitimación de ganancias ilícitas, sociedades ficticias y enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado.

Ambos exfuncionarios deberán cumplir sus penas privativas de libertad en el penal de San Sebastián varones y San Sebastián mujeres, respectivamente.   

Magariños y Alarcón también fueron declarados responsables de la comisión de los delitos de  asociación delictuosa, legitimación de ganancias ilícitas, sociedades ficticias y enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado.

En ese marco, ambos exfuncionarios de ELFEC fueron condenados a cumplir 8 años de privación de libertad, también en el penal de San Sebastián. 

El tribunal de justicia también encontró culpable a Viscarra por la comisión de los delitos de asociación delictuosa, legitimación de ganancias ilícitas, sociedades ficticias y enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado. A este funcionario le aplicaron una pena de 5 años.

Toranzos también fue declarado culpable de los delito de favorecimiento al enriquecimiento ilícito y el juez lo sentenció a cinco años de cárcel.

CRONOLOGÍA DE LOS HECHOS

El 2007 el grupo de ejecutivos de ELFEC y la dirigencia sindical, convencieron al accionista PPLG de retirar sus inversiones en ELFEC e INTEGRA, bajo el pretexto de una nacionalización de parte del Gobierno de ese entonces. 

En julio de 2007, crearon cuentas bancarias de ELFEC en EEUU en el JP Morgan Bank, acreditando los directores del inversionista (PPL), como titulares de la cuenta. Los ejecutivos realizaron remesas de los dineros de ELFEC por 11 MMUSD, los cuales fueron retirados por el inversionista y estas transacciones bancarias nunca fueron registradas en la contabilidad de ELFEC. Con esta salida de dinero se hicieron transferir la propiedad de las acciones de ELFEC e INTEGRA para lo cual crearon 3 empresas de papel en Panamá, mediante el famoso estudio de abogados Mossack Fonseca. En esta operación involucraron a todos los trabajadores para que se hagan del 40% de las acciones, empleando como argumento los beneficios sociales de los trabajadores, los cuales no fueron efectivamente pagados.

Para ello reunieron 11  millones de dólares para cubrir el monto restante,que era falso para lo que se inventaron un socio estratégico que nunca existió. En síntesis, ni los ejecutivos ni los trabajadores, erogaron un solo dólar en la compra de las empresas, por cuanto esta transacción se realizó con el dinero de la empresa.

El año 2010, durante la intervención de ELFEC se investigó todo el actuar de los ex ejecutivos y el año 2011 se presentó la denuncia penal de enriquecimiento ilícito, asociación criminal, asociación delictuosa, sociedad y asociaciones ficticias, entre otros. 

En 2012 impuestos nacionales realizó auditoria de las remesas al exterior, como estas no tenían ningún respaldo emitieron  una Vista de Cargo por 27 Millones de bolivianos, por no pagar impuestos de remesas al exterior. Estos impuestos tuvieron que ser honrados por ELFEC una vez recuperada por el Estado Boliviano, pagando 22 millones de bolivianos.