Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 19 de mayo de 2024
  • Actualizado 22:56

CONEXIÓN VIAL

Inician obras, línea Amarilla tendrá túnel bajo la pista del aeropuerto

Esta ruta comienza a la altura de la avenida Sajama, y llega hasta Maica Chica y Albarrancho, donde se construye la nueva terminal de buses.
Las obras en el sector de ingreso al aeropuerto Jorge Wilstermann, este 16 de abril./ DICO SOLÍS
Las obras en el sector de ingreso al aeropuerto Jorge Wilstermann, este 16 de abril./ DICO SOLÍS
Inician obras, línea Amarilla tendrá túnel bajo la pista del aeropuerto

La maquinaria pesada está dispuesta y en marcha en el sector de ingreso al aeropuerto Jorge Wilstermann. Se trata del inicio formal de las obras de la línea Amarilla del Tren Metropolitano de Cochabamba que, cuando esté concluida, incluirá un tramo subterráneo de más de 300 metros de largo que pasará debajo de la pista, según informó el coordinador general de la Unidad Técnica de Ferrocarriles (UTF), Augusto Chassagnez.

Con la ejecución de esta línea, se cumpliría la Etapa 1 del proyecto. Se prevé para después más líneas y ampliaciones de tramos.

Según Chassagnez, desde noviembre de 2020 a la fecha, se destinaron ya más de 1.153 millones de bolivianos para el Tren. El sistema del Tren metropolitano está en operación desde septiembre de 2022 y, hasta la actualidad, transportó comercialmente a más de 2 millones de pasajeros.

Expresó que pasaron más de cinco años y que sumaron más de 11 trazos propuestos para la conclusión de la Etapa 1. “En esta gestión, estamos haciendo nosotros los posible concluir satisfactoriamente y darle al Tren Metropolitano sus tres líneas, tal cual nació el proyecto”.

DESDE LA SAJAMA La UTF ya dio la orden de proceder. Ya existen trabajos en el ingreso al aeropuerto y se prepara el inicio de obras en el sector de la avenida Sajama, a la altura del puente que atraviesa el río Rocha, por donde va la línea Verde del Tren.

Habrá un apeadero cercano al parqueo privado del aeropuerto.

“Luego, vamos a poder pasar de manera subterránea, por un túnel de más de 300 metros, por debajo de la pista del aeropuerto, para salir al otro lado en la zona de Maica Chica. De ahí, vamos a ir a nivel hasta llegar a la terminal de buses que se está construyendo en la zona de Albarrancho”.

Se trata de un tramo de 4.8 kilómetros y representa una inversión de más de 135 millones de bolivianos.

“Vamos a dar la posibilidad de hacer una integración multimodal. Vamos a tener el transporte férreo en toda la región metropolitana y en los puntos más claves de la ciudad de Cochabamba. Vamos a poder integrarnos al aeropuerto Jorge Wilstermann y luego la terminal de buses de la zona de Albarrancho”.

LICENCIA Y APROBACIÓN DE VECINOS El Coordinador General de la UTF recordó que en octubre de 2023 solicitaron la declaratoria de impacto ambiental, que es la licencia ambiental.

“Hemos concluido, como ustedes saben, después de mucho peregrinar, todo el trámite administrativo con la consecución de la licencia ambiental, y esto nos ha permitido poder destrabar más de 135 millones de bolivianos”, dijo, haciendo referencia las inversiones que el Gobierno asignó para la ejecución de esta línea.

El aspecto social suele ser el inconveniente para el avance de algunas obras.

Manifestó que, en este caso, cumplieron con la consulta pública, sin la cual no serían posibles las licencias.

“Después de tantas idas y venidas, de tanta presión también de nuestros hermanos dirigentes, hace 15 días la Gobernación de Cochabamba ha emitido la licencia ambiental”.

Esto dio la posibilidad de emitir la orden de proceder a la empresa contratista.

Además, lograron, según Chassagnez, la conciliación con cuatro o cinco familias, quienes sintieron afectación por la construcción del tramo de la línea Amarilla.

“En algunos casos, estamos haciendo las reposición de servicios; en otros, estamos ayudando con la parte logística para llevar sus corrales o galpones a otro sector. Pero, son temas que todos los hemos solucionado”.

Aseveró que, por tanto, no existen impedimentos para la ejecución.

De acuerdo con los plazos contractuales, la obra debiera concluirse en marzo de 2025. Son embargo, prevén hacerlo durante este año para que el próximo, durante los primeros meses, ya se ponga en operación.