Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 02 de julio de 2020
  • Actualizado 13:50

Funerarias advierten con interrumpir servicios desde el viernes ante impedimentos para trabajar

Denuncian que  sus trabajadores son impedidos de circular, por uniformados, en algunos puntos de control e incluso para cargar combustible.

Vigilia de representantes de funerarias en el frontis de la Alcaldía de Cochabamba. OPINIÓN
Vigilia de representantes de funerarias en el frontis de la Alcaldía de Cochabamba. OPINIÓN
Funerarias advierten con interrumpir servicios desde el viernes ante impedimentos para trabajar

Representantes de funerarias realizaron una vigilia la mañana de este martes en el frontis de la Alcaldía de Cochabamba, exigiendo mejores condiciones y atención de las autoridades para realizar sus labores

Alertaron que su capacidad de servicio ya se ve rebasada ante la cantidad de cuerpos, entre fallecidos por COVID-19 y otras patologías.

El ejecutivo de la Asociación de Funerarias de Cochabamba, Juan Carlos Orellana, denunció que instituciones como el Servicio Departamental de Salud (SEDES) y la Policía no cumplen sus obligaciones como la emisión de certificados para el levantamiento de los cuerpos en domicilios y para realizar el tratamiento de los cadáveres para su sepultura o cremación.

"Nosotros tenemos que acudir a levantar los cuerpos y realizar todo el proceso, que no nos corresponde. A veces los familiares solicitan que hagamos la limpieza y envolvamos los cuerpos en nailon. Nosotros no tenemos siquiera un seguro de salud especial que nos respalde en caso de enfermarnos. Aún así no nos dejan circular, nos piden permisos y no nos dejan cargar gasolina tampoco. No hay condiciones para trabajar", manifestó Orellana.

Denunció también que, ante la saturación de fallecidos, ya sea por COVID-19 u otras patologías, sus servicios han sido rebasados.

Indicó también que en ocasiones se ven obligados a devolver los cuerpos a las familias por la falta de espacio en el crematorio o para sepultarlos.

"Si no somos atendidos por las autoridades tendremos que dejar de realizar nuestro trabajo a partir del viernes, porque realmente no hay condiciones para trabajar", concluyó.