Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 26 de septiembre de 2022
  • Actualizado 00:02

Encuesta sospecha que la mayoría de las personas con COVID-19 se contagió en reuniones sociales

El 19% indicó que se contagió atendiendo a un familiar con COVID-19 y según un 11% cuando hacía compras en un almacén o mercado.
Encuesta sospecha que la mayoría de las personas con COVID-19 se contagió en reuniones sociales

La mayoría de personas que dieron positivo a COVID-19 se contagió en reuniones sociales compartiendo comida o bebida, según una encuesta realizada por la Plataforma Cochabamba sin Virus. 

De acuerdo con los datos de la encuesta de salud realizada por médicos y voluntarios, el 53% de los consultados dijo haberse infectado en una reunión compartiendo comida y bebida.

El 19% indicó que se contagió atendiendo a un familiar con COVID-19 y según un 11% cuando hacía compras en un almacén o mercado.

Un 7% cree que se contagió al estar en un hospital o clínica, un 6% en una sala de espera de la terminal de buses o aeropuerto y solo 4% considera que adquirió la enfermedad en el transporte público.

El miembro fundador de la Plataforma Cochabamba sin Virus, Javier Bellott, explicó que la encuesta tiene como objetivo brindar detalles específicos del comportamiento, evolución y condiciones de contagio en el departamento de Cochabamba para realizar recomendaciones que permitan contener la afectación de la pandemia.

“Esta acción nace a partir que durante un año hemos podido analizar que los hábitos humanos en materia de prevención, requieren de guía para evitar la propagación. Consideramos que se debe buscar la fuente de contagios y en una acción colectiva coadyuvar en corregir hábitos y ante todo minimizar los riesgos de contagio y que estos alteren la economía y la vida de la gente”, manifestó Bellott.

El uso del barbijo continúa siendo la principal herramienta para prevenir la transmisión del virus, ya que el 62% de los encuestados sostuvo que la persona sospechosa de contagiarles de COVID – 19 no portaba barbijo al momento de interactuar. Solo el 38 por ciento de los encuestados indicó que el sospechoso del contagio portaba cubre boca.

Aunque el 34% de las personas consultadas afirmó tener síntomas leves, el 47% de los encuestados padeció la enfermedad entre síntomas severos hasta tener que requerir de oxígeno. De este 47%, el 38% identificó síntomas moderados, el 15% fue asintomático, el 9% severos y finalmente, el 4% restante tuvo que recurrir al oxígeno para preservar su vida.

Los datos recolectados permiten generar recomendaciones que se centran en evitar conversar durante los horarios de comida o tomar bebidas, porque la exposición al virus se incrementa al quitarse los barbijos. 

“Hay que aplicar costumbres del pasado, “comer callado”, después de comer ponerse un barbijo y recién retomar las conversaciones”, indican las recomendaciones clínicas.

Del mismo modo, se debe evitar por todos los medios, mantener reuniones con más de 3 personas que compartan comidas y bebidas.

Por otro lado, los trabajadores que deban consumir merienda, tienen que procurar comer solos o aislados.

Para reducir el impacto de la propagación del virus, la Plataforma Cochabamba sin Virus, reitera su propuesta de intensificar campañas de guía a la población para adoptar buenas prácticas de cuidado de uso de barbijo, aun dentro de casa, en especial de personas que interactúan con más de dos personas ante la presencia de una gran población asintomática

Asistir y guiar a las familias en procedimientos de cuidado de bioseguridad para evitar contagios de los familiares, es otra de las recomendaciones.

“Se debe apoyar a las familias a mejorar el sistema inmunológico superando la hipovitaminosis, esencialmente se ha detectado que la falta de vitamina D es preponderante en más del 70% de la población, por malos hábitos alimenticios, y sobre todo, la baja exposición al sol”, destacó Bellott.

Se recomienda que todos los días, entre las 11:00 y 14:00 todas las personas salgan al sol durante 10 minutos.