Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 29 de enero de 2022
  • Actualizado 00:19

El desayuno escolar del eje busca prevenir COVID e incluye pasank’alla

Cercado prevé una ración especial para el Día del Niño y del Estudiante. Quillacollo busca alimentos para más de 45 mil estudiantes y Tiquipaya prevé 14 variedades.
Escolares sostienen su desayuno escolar. DICO SOLÍS
Escolares sostienen su desayuno escolar. DICO SOLÍS
El desayuno escolar del eje busca prevenir COVID e incluye pasank’alla

Algunos municipios del Eje Metropolitano de Cochabamba ya están en busca del desayuno escolar que entregarán la gestión 2022 a los estudiantes. Hay un punto en el que coinciden todos: las raciones alimenticias deben ayudar a prevenir el coronavirus en este segmento.

Bajo esa línea, Cercado, Tiquipaya y Quillacollo definieron que, entre la raciones sólidas y líquidas que darán a los estudiantes habrá pasank’alla, pan de maíz con queso, galletas de quinua y un snack de maíz, haba, maní y plátano frito, entre otras variedades.

CERCADO

La Alcaldía de Cochabamba colgó el Documento Base de Contrataciones (DBC) en el Sistema de Contrataciones Estatales (Sicoes) especificando los alimentos que busca y el monto que prevé invertir.

En suma, este municipio gastará más de 57.1 millones de bolivianos en la adquisición de estos alimentos que serán dotados en la gestión escolar venidera.

Algunas raciones sólidas figuran en el menú: pansak’alla, pastel de hojaldre con queso, pan con maíz y queso, galletas con quinua y chispas de chocolate, surtido de maíz, haba, maní y plátano frito, rollo con queso, galleta de chocolate con relleno, extruido a base de cereales y queques de diferentes sabores, entre otras.

Para beber, los estudiantes tendrán a disposición sachet’s de leche con quinua y manzana y licuado de leche con pulpa de fruta, entre otros líquidos.

Una de las especificaciones de la Alcaldía para las empresas que se adjudiquen la dotación de estos alimentos es que el menú sea especial en dos ocasiones del año: Día del niño y Día del Estudiante. “Los proveedores deberán coordinar de acuerdo al monto adjudicado para la provisión de las raciones especiales, previa aprobación de la Dirección de Desarrollo Humano”.

Por último, el documento señala que, “en caso de continuar con la pandemia de COVID-19, las empresas adjudicadas efectuarán la provisión de los productos de la alimentación complementaria escolar bajo convenientes medidas de bioseguridad”. Sugirieron a las compañías duplicar su flota de vehículos con sistema de frío para conservar las raciones líquidas.

QUILLACOLLO

Si bien Quillacollo no dotó estos productos esta gestión, las autoridades ya alistan el menú para el 2022. 

Algunos alimentos que exigen a las empresas interesadas son galletas dulces son quinua, fritas y en forma de palitos, galletas con sésamo y chía, queque con quinua, tortillas fritas de maíz con semillas de sésamo, harina de amaranto y sal, entre otros. Estos snacks serán acompañados por licuado de leche con frutas y otras bebidas.

La inversión supera los 17 millones de bolivianos. De manera preliminar se conoce que en ese municipio 45.306 estudiantes de 88 unidades educativas se beneficiarán con el desayuno escolar.

La distribución de la alimentación complementaria escolar a los establecimientos se realizará cinco días a la semana.

TIQUIPAYA

Este municipio busca 14 productos diferentes para sus escolares, entre ellos –y al igual que Cercado- pansank’alla, plátanos fritos y maníes.

De acuerdo con el documento base de contratación, cerca de cinco millones de bolivianos serán destinados a la compra de estos insumos alimenticios.

Los beneficiarios serán los menores de edad del valle y la cordillera de Tiquipaya, que comprende los distritos 1, 2, 3,4, 5 y 6.