Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 25 de febrero de 2024
  • Actualizado 01:29

Canedo: Quillacollo ha retrocedido 20 años; necesita todo

La postulante por el Movimiento Tercer Sistema es economista y plantea recupera Quillacollo del letargo de los últimos años.
Mery Canedo candidata a alcaldesa de Quillacollo por el MTS.
Mery Canedo candidata a alcaldesa de Quillacollo por el MTS.
Canedo: Quillacollo ha retrocedido 20 años; necesita todo

Mery Canedo es economista y candidata a la Alcaldía de Quillacollo por el Movimiento Tercer Sistema, MTS. Se trata del municipio con el escenario político más convulso, ingobernable y con un alto grado de corrupción del departamento.

Canedo, en el programa Buena Noche, dijo saber la situación actual de Quillacollo, es más agregó que la ambición política de los concejales ha acabado con la credibilidad de los quillacolleños. “Hubo desespero de los concejales por ser alcalde aunque sea por unos meses y nunca han sido sus objetivos de ejecutar proyectos o llevar adelante a Quillacollo. Lo único que buscaron es llenarse los bolsillos lo más posible y en turno”.

Señaló que esta condición ha sumido a la Alcaldía en un atraso, en un retroceso, de inseguridad y caos consiguiendo que el turismo se ahuyente.

Canedo, dedicada a la floricultura dijo que su actividad ha sido seriamente afectada antes cuando el gobierno de Evo Morales rompió relaciones con Estados Unidos y con ello cerró ese mercado internacional, y luego sufrieron el impacto de la pandemia.

Agregó que es un reto ahora asumir la Alcaldía con ese escenario incómodo, pero es el motivo por el que decidió lanzarse a la política porque alguien tiene que ver el futuro de Quillacollo.

Identificó que en la coyuntura actual, todo se ha convertido en necesidad porque “no se hizo nada en los últimos 20 años”.

Planteó tomar medidas sobre la crisis sanitaria, más cuando ayer, en la plaza principal falleció una persona con COVID-19. Dijo que Quillacollo tiene un hospital de segundo nivel, pero que solo es nominal porque no cuenta con ninguna cama de terapia intensiva, con infraestructura vetusta. Por tanto plantea construir, crear fuentes de empleo temporales con inversión pública, recuperar las franjas de seguridad, la laguna de Cotapachi, forestar el playón de Marquina.

También crear fuentes de trabajo, microempresas de reciclaje de basura y más.