Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 22 de septiembre de 2020
  • Actualizado 23:36

Caja Petrolera inaugura domo COVID-19 construido en 16 días; tiene insumos hasta fin de año

Ambientes del domo COVID-19 en la Caja Petrolera de Salud. MINISTERIO DE GOBIERNO
Ambientes del domo COVID-19 en la Caja Petrolera de Salud. MINISTERIO DE GOBIERNO
Caja Petrolera inaugura domo COVID-19 construido en 16 días; tiene insumos hasta fin de año

La Caja Petrolera de Salud (CPS) inauguró este sábado un domo para la atención de pacientes con coronavirus, COVID-19, que fue construido en 16 días. Esta sala cuenta con insumos y medicamentos hasta fin de año.

La presidenta del Estado, Jeanine Áñez, y otras autoridades de Gobierno participaron del acto.

Este espacio, construido en tiempo récord, triplicó la capacidad de terapia intensiva.

El director departamental de la Caja Petrolera de Salud en Cochabamba, Tito Grágeda, detalló que ahora existen seis camas para terapia intensiva, seis para intermedia (que pueden convertirse en intensiva) y 17 camas en la unidad de cuidados especiales. En total, 29 camas que incrementan la capacidad instalada “en 650%”.

Enfatizó que se cuenta con equipamiento, insumos, medicamentos y recursos humanos hasta el 31 de diciembre de este 2020.

Se trata de una construcción única en Bolivia y una de las pocas en Latinoamérica con esas características. Fue creada bajo la técnica de “construcción en seco”. La estructura es metálica y puede moverse cuando sea necesario. La inversión fue de 5.2 millones de bolivianos.

Entre otros aspectos, Grágeda acotó que todo fue “hecho en Bolivia” y que existe un equipo de videovigilancia para el control de los pacientes. La estructura fue inspirada en obras realizadas en países como China, España y El Salvador.

Citando al presidente salvadoreño, Nayib Bukele, Grágeda dijo que “el dinero alcanza cuando nadie se lo roba”. Y agregó: “Cuando existe compromiso y respeto, no existen excusas; simplemente uno hace, construye, crea y cumple sus deberes con pasión y con amor. Eso hace un médico cochabambino hace, respeta y sana”.

Resaltó que continuarán en el trabajo de lucha contra el virus.