Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 17 de abril de 2021
  • Actualizado 22:12

Asamblea deja sin reglamento de ética ni Estatuto a nueva gestión

Las seis comisiones de los asambleístas alistan informes y documentos para llevar adelante la transición.
Los asambleístas salientes durante una sesión, este jueves. NOÉ PORTUGAL
Los asambleístas salientes durante una sesión, este jueves. NOÉ PORTUGAL
Asamblea deja sin reglamento de ética ni Estatuto a nueva gestión

La Asamblea Legislativa Departamental (ALD) de Cochabamba saliente deja sin reglamento de ética ni Estatuto Autonómico a los asambleístas entrantes, que ocuparán cargos hasta 2026.

Se trata de temas que están empantanados incluso desde gestiones anteriores a la actual.

No contar con un reglamento de ética implica que los asambleístas y la autoridad ejecutiva departamental no sean sometidas a procesos administrativos ante la posibilidad de irregularidades. La falta del Estatuto Autonómico limita la administración de recursos en el departamento.

El asambleísta departamental Daniel Torres informó que la elaboración del reglamento y la conformación de la comisión de ética en el legislativo departamental, dependerá de la iniciativa de las nuevas autoridades. “Es sumamente necesario para que las autoridades se comporten y trabajen de acuerdo con el compromiso que han adquirido, para cumplir todo lo encomendado por la ciudadanía”.

El tema fue puesto en agenda de la Asamblea en más de una oportunidad; pero, no tuvo avances. Torres argumentó que no se hizo porque existen “desentendidos” con algunas autoridades.

En la actualidad, existe una especie de impunidad.

Casos como denuncias de acoso, agresiones, faltas al interior de la institución pública y otros quedaron sin sanción debido a la falta de esta normativa. Los procesos penales y civiles se resuelven en instancias judiciales, pero los administrativos deberían tratarse en la institución.

“Pareciera que algunos asambleístas tienen miedo a la comisión de ética, no sabemos el porqué. Sin embargo, había ganas de otros asambleístas de que se conforme esa comisión (…). Esperemos que las nuevas autoridades lo realicen; seguramente el comportamiento va a ser muy distinto”, afirmó.

En instituciones como la Municipalidad de Cochabamba, los procesos realizados por la Comisión de Ética derivaron en sanciones administrativas como la suspensión de autoridades; además, estas determinaciones son parte de los argumentos dentro de los procesos penales que se siguen a exfuncionarios.

Eso no se da en la institución departamental.

Sin embargo, el asambleísta Torres informó que existen entre cinco y seis denuncias de corrupción que se derivaron al Ministerio Público, en contra de la Gobernadora y otras autoridades del Ejecutivo. Uno de los casos hace referencia a una denuncia interpuesta por un empresario que asegura que entregó 100 mil bolivianos para adjudicar un proyecto; él denunció por escrito que entregó esos recursos a la Gobernadora.

Otra denuncia es sobre un supuesto favorecimiento para adjudicar insecticidas a una empresa sin cumplir un registro fitosanitario.

Por otro lado, está pendiente la elaboración del Estatuto Autonómico para Cochabamba. Durante la anterior gestión se hizo un proyecto que fue sometido al voto de la ciudadanía, pero no fue aprobado; y desde entonces no se avanzó en la redacción del documento cuyo objetivo es contar con una norma, como una constitución política, que rija en el departamento.

En días anteriores, el asambleísta electo del Movimiento Al Socialismo – Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos (MAS-IPSP) Sergio de la Zerda expresó, luego de la primera reunión protocolar para la transición en la Asamblea, que entre los temas a retomar están el estatuto autonómico y el reglamento de ética de la Asamblea. “Este va a ser seguramente uno de los primeros trabajos”, manifestó.

El asambleísta Torres agregó que existen temas pendientes para las nuevas autoridades y que las seis comisiones dejarán esa información. Como ejemplo, la Comisión primera deberá entregar reportes sobre los casos de corrupción.

La ALD está conformada por 34 asambleístas departamentales. De ellos, 16 son asambleístas por población, 16 por territorio y hay dos que son indígenas, representantes de los yuquis y yuracarés.

Las reuniones para el cambio de autoridades están en marcha. Está previsto que la posesión de los nuevos asambleístas, además del Gobernador, alcaldes y concejales se realice el 3 de mayo, de acuerdo con el cronograma electoral publicado por el Órgano Electoral Plurinacional (OEP).