Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 26 de septiembre de 2022
  • Actualizado 00:02

Nueve antivacunas son procesados por 2 delitos

Estaban en posesión de casi medio centenar de explosivos, 4.500 bolivianos y listas con nombres y teléfonos. Hay resguardo policial en la zona.
Algunos detenidos en la FELCC (izquierda). Un funcionario de EMSA levantando escombros de la avenida Petrolera. NOÉ PORTUGAL
Algunos detenidos en la FELCC (izquierda). Un funcionario de EMSA levantando escombros de la avenida Petrolera. NOÉ PORTUGAL
Nueve antivacunas son procesados por 2 delitos

Nueve antivacunas que bloquearon la avenida Petrolera por 15 días serán procesados por dos delitos: tenencia ilícita de armas y atentado contra la seguridad.

Así lo confirmó ayer el viceministro de Seguridad Ciudadana, Roberto Ríos, desde la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), donde fueron trasladados los manifestantes.

A todos los aprehendieron en el marco de una intervención policial realizada ayer por la madrugada en la avenida Petrolera, que estuvo tomada por ese grupo irregular a lo largo de 15 días, en rechazo a la exigencia del carnet de inmunización contra la COVID-19.

El comandante de la Policía de Cochabamba, Rubén Lobatón, remarcó que el operativo fue sorpresa y no usaron agentes químicos.

ELEMENTOS

El Viceministro de Seguridad Ciudadana detalló que los antivacunas estaban en posesión de casi medio centenar de diversos explosivos: 16 artefactos explosivos artesanales, 10 bazucas caseras, seis bombas molotov y 14 botellas para preparar más detonantes.

Además, entre sus pertenencias encontraron una libreta con nombres y números de teléfono, y un maletín con más de 4.500 bolivianos. La Policía investigará un posible financiamiento para la realización de esa medida de presión.

La captura de estas personas no solo fue a la altura de la avenida Petrolera, también en la zona del botadero de K’ara K’ara, que tomaron el lunes por la noche para “radicalizar” su protesta.

MÁS DETALLES

A primera hora de ayer, la avenida Petrolera estaba expedita. Funcionarios policiales y de la Empresa Municipal de Servicios de Aseo (EMSA) se encargaron de levantar las piedras, palos y otros escombros que los antivacunas pusieron sobre la vía para impedir el tránsito vehicular.

Para evitar que el bloqueo se restablezca, la Policía instaló patrullas que vigilaron la zona a lo largo del día.