Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 19 de octubre de 2021
  • Actualizado 23:19

Alcalde lamenta que hospital del Niño no sirva "ni para edificio administrativo"

La obra, que demandó a la Alcaldía de Cochabamba una inversión de 6 millones de bolivianos, comenzó a ejecutarse en 2008, durante la gestión del exalcalde Gonzalo Terceros.
 
Imagen referencial de la infraestructura que debía ser destinada para el hospital del Niño. ARCHIVO
Imagen referencial de la infraestructura que debía ser destinada para el hospital del Niño. ARCHIVO
Alcalde lamenta que hospital del Niño no sirva "ni para edificio administrativo"

El alcalde Manfred Reyes Villa lamentó este viernes que la infraestructura construida para el hospital del Niño actualmente no pueda ser utilizada de ninguna forma, debido a su severo deterioro, después de que su culminación haya sido pospuesta por más de 10 años.

"Lamentablemente ese edificio no sirve, ni siquiera para un edificio administrativo. Vamos a tener que demolerlo. Es lamentable que se hayan gastado semejante cantidad de millones en un hospital que no funciona", señaló en conferencia de prensa.

En ese sentido, manifestó el compromiso de la Alcaldía para coadyuvar en el traslado de pacientes de este recinto hacia el hospital Cochabamba, como medida provisional hasta que el proyecto de la ciudadela hospitalaria sea concretado, para lo que, según adelantó, representantes de diferentes instituciones de financiamiento se presentarán en Cochabamba para evaluar el proyecto, la próxima semana.

"Pese a que no es una competencia de la Alcaldía, ya que es de tercer nivel, estamos dispuestos a ayudar en ese trabajo conjunto que tenemos con el señor Gobernador. Ayudar no simplemente en el traslado de todo lo que significa el hospital del Niño, sino de todo lo que que estoy hablando, al hospital Cochabamba", agregó.

La obra, que demandó a la Alcaldía de Cochabamba una inversión de 6 millones de bolivianos, comenzó a ejecutarse en 2008, durante la gestión del exalcalde Gonzalo Terceros.

En 2011, el Hospital del Niño pasó a la administración de la Gobernación de Cochabamba en cumplimiento de la Ley Marco de Autonomías, que establece la transferencia de los establecimientos de salud de tercer nivel a los Gobiernos Autónomos Departamentales.

En los últimos años, el estado de esta infraestructura -que quedó en obra gruesa- empeoró al punto de debilitarse al extremo de solo quedar su demolición como única alternativa.

Entretanto, Reyes Villa Lamentó el hacinamiento que se registra en este centro hospitalario al punto de reportar la muerte de algunos bebés ante la falta de espacio, según un reporte de Red Uno.