Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 05 de julio de 2022
  • Actualizado 13:47

De 6 líneas habilitadas para consultas por coronavirus solo contestan en tres

De 6 líneas habilitadas para consultas por coronavirus solo contestan en tres

De las seis líneas telefónicas habilitadas por las autoridades para atender consultas y emergencias por COVID-19, en Cochabamba, solo funciona la mitad. En la línea gratuita presentada por el Gobierno central, habilitada para todo el país, solo responde una máquina contestadora. La Fundación Viva, que conectó de forma gratuita cinco de las seis líneas disponibles, pidió reportes pero no recibió respuesta y prevé cortarlas, informó su directora Elizabeth Salguero. 

En el 800-10-1104, habilitado por el Ministerio de Salud el 13 de marzo para la atención y consultas de la población sobre el coronavirus, responde la contestadora que ofrece marcar un dígito adicional según la necesidad de quien llama. Para contactarse con un médico se debe marcar 0, pero al hacerlo nadie responde aunque la llamada sigue corriendo. Esta línea es gratuita.

La Fundación Viva puso a disposición del Servicio Departamental de Salud (SEDES) las líneas 617-91170 al 73 y el 800-14-2200. Solo funciona esta última, y el 617-91170, junto al 168 que es la línea directa que habilitó el SEDES.

Daniel Sánchez, coordinador del centro de emergencia, explicó que hay personal de turno las 24 horas para atender llamadas. Se registran los datos personales del posible paciente y sus síntomas, además se le hacen preguntas adicionales como si tiene enfermedades de base o si estuvo en contacto con casos sospechosos o confirmados. En función a las respuestas, una brigada médica acude a confirmar si es un caso sospechoso y, si lo es, se aplica una prueba.

Salguero dijo que VIVA pone las líneas a disposición y son las autoridades, en este caso los SEDES departamentales, quienes quedan a cargo del uso. Estaban habilitadas por el mes de abril, por lo que envió cartas pidiendo saber si se prolongaba la conexión, pero no recibió respuesta. “No respondieron el SEDES Santa Cruz y el SEDES Cochabamba, pero siguen vigentes. No sabemos cómo están usando o si les está sirviendo”.

El objetivo de habilitar la consulta telefónica era contar con un filtro para identificar los posibles casos de coronavirus, aplicar los protocolos de salud y realizar el seguimiento de pacientes sospechosos.