Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 04 de marzo de 2024
  • Actualizado 22:51

LA CRISIS MUNICIPAL PERSISTE EN TIQUIPAYA

2 concejalas se crucifican y piden celeridad en casos contra Alcalde

Legisladoras denunciaron que reciben amenazas y que son víctimas de acoso político. Indicaron que el cambio en la directiva es para “tapar” los presuntos hechos de corrupción.
2 concejalas se crucifican y piden celeridad en casos contra Alcalde


Las concejalas de Tiquipaya Irma Sejas y Consuelo Gómez, además de otra mujer se crucificaron ayer en puertas de la Municipalidad. Con unas cuerdas ataron sus manos y piernas en el enrejado. Una pancarta que decía “La Alcaldía es un nido de corrupción”, se veía a sus espaldas.

Las legisladoras indicaron que tomaron esa determinación ante las constantes amenazas en su contra. Asimismo, denunciaron que son víctimas de acoso político. Exigieron celeridad en los procesos de presunta corrupción que le iniciaron al alcalde Juan Carlos Ángulo, en el Ministerio Público. Ambas legisladoras están en una huelga de hambre, desde el martes por la noche.

Sejas cuestionó que pretendan validar una nueva directiva, en su parecer, para evitar la fiscalización. “Están listos 27 juicios más contra el Alcalde y por eso quieren callarnos. Tienen miedo de ir a prisión, pero nuestro compromiso es con el pueblo”.

Seis de los nueve concejales determinaron posesionar a un nuevo directorio a la cabeza del concejal del Movimiento Al Socialismo (MAS) José Sánchez, el jueves pasado. La elección se hizo en ausencia de las tres autoridades que presidían el Órgano Deliberante.

Margarita Siles del MAS, Consuelo Gómez de los Demócratas e Irma Sejas del Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), fungieron en la directiva como Presidenta, Vicepresidenta y Secretaria (respectivamente), desde diciembre de 2018. “Pedimos respeto a las autoridades mujeres y a la democracia”, señaló Sejas.

Sobre la nueva directiva, el secretario Administrativo Financiero de la Alcaldía de Tiquipaya, Félix Huanca, informó a la red ATB, que para la Municipalidad ese asunto “es confuso”, incluso desconocen con cual coordinar para avanzar en los proyectos. “Hay trámites pendientes en las oficinas del Legislativo. Están procesos de adjudicaciones y licitaciones. El perjuicio es para la población, pero las dependencias están atendiendo. Los servicios no se han suspendido en la Alcaldía”.

En tanto, la Policía se trasladó al edificio municipal para evitar enfrentamientos entre los pobladores o daños en el inmueble, manifestó el comandante departamental, Raúl Grandy.



AMENAZAS La concejala Margarita Siles (quien asegura que continúa como presidenta del Legislativo) denunció que recibió “amenazas anónimas” contra su integridad y la de su familia.

Señaló que participó de una reunión con dirigentes el martes. Apuntó que el presidente del MAS Grover García, le amenazó con expulsarla del partido si continuaba “incomodando al Alcalde”.

Al respecto, García negó las acusaciones e indicó que asistió a esa reunión solo para “escuchar a las partes” e intentar mediar en el conflicto. Aseguró que no amenazó con expulsar a la legisladora. Sin embargo, señaló que las denuncias, en la mayoría de los municipios, son de “carácter político” y sin sustento.