Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 19 de octubre de 2019
  • Actualizado 16:02

Nuestro muro


Una investigación realizada por la Defensoría del Pueblo identificó en 29 terminales terrestres y 31 retenes de peaje y puestos de control en carreteras del país, ausencia de mecanismos para prevenir la trata y tráfico de niñas, niños y adolescentes, además de falencias y debilidades en las acciones de vigilancia que deben realizar las Defensorías de la Niñez y Adolescencia (DNA) y la Policía Boliviana, a través de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC).

Los resultados de esta verificación defensorial, que alcanzó a las ciudades capitales de los nueve departamentos, además de El Alto y siete poblaciones del área rural (Yungas, Chapare, Puerto Suárez, Riberalta, Yacuiba, Llallagua y Monteagudo), están contenidos en el informe “Rol Estatal en el Control de Documentos como Mecanismos de Prevención de la Trata y Tráfico de Niñas, Niños y Adolescentes”.