Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 02 de diciembre de 2022
  • Actualizado 12:25

GUIDO LUNA PIZARRO GERENTE DE COBOCE CERAMIL

Apostando al futuro con decisión y pasión

Apostando al futuro con decisión y pasión

Después de 40 años de haber nacido como la primera industria de ladrillos industriales de Cochabamba, COBOCE Ceramil avanza y enfrenta su futuro con decisión y pasión.

La nueva planta que se construye en el Parque Industrial de Santiváñez trae consigo lo más moderno de la tecnología actual en la producción de materiales cerámicos rojos.

Los procesos abarcan la preparación de materias primas clasificadas para cada producto, técnicas de molienda y formulaciones de pasta específicas para tener los mejores productos. El secado también aplicará un sistema más moderno. En el piro proceso o quema de los materiales, contaremos con un modernísimo horno de cuatro puertas y controles completamente automáticos, el movimiento de los materiales serán manejados por sistemas electromecánicos computarizados: la parte final del proceso contará con sistemas de paletizado y descarga mecanizada.

Con todas estas condiciones de producción que estarán a la altura de las más avanzadas del mundo, estaremos preparados para liderar nuestro mercado con calidad y precio, cuidaremos, además de contar con certificaciones nacionales e internacionales, que nos permita competir con más solvencia en el exterior.

La producción nominal de la nueva planta será de 400 toneladas de materiales cerámicos por día, si suponemos que fuesen todos ladrillos serían 145.000 piezas por día. COBOCE Ceramil, hoy produce 200 toneladas al día.

La variedad de la producción incluirá nuevos productos como la termo cerámica, ladrillos cara vista, y ladrillos en diversos tipos, en resumen, lo que demande el mercado nacional e internacional.

Nuestro país nunca fue un lugar fácil para emprendimientos productivos, que lo diga el ingeniero Jaime Méndez y todos los visionarios que fundaron COBOCE, por eso es que, a pesar de las dificultades, que no son pocas, Ceramil apoyado por su Cooperativa no afloja el paso en su marcha hacia la generación de trabajo digno y sostenible para los bolivianos.

¡Felicidades Ceramil!

Parte de COBOCE ltda.

Ceramil es una de las siete unidades de la Cooperativa Boliviana de Cemento, Industrias y Servicios, COBOCE Ltda.

La Cooperativa fue fundada el 4 de diciembre de 1.966. Desde su creación, hace 50 años, emprendió proyectos rentables que generan valor en la economía boliviana y dan oportunidad de superación y crecimiento a sus trabajadores.

Nació como una industria cementera (COBOCE Cemento) y con el tiempo diversificó sus actividades con; COBOCE Cerámica, Hormigón, COBOCE Metal, Construcciones, Editora OPINIÓN.

Además, participa como socio mayoritario en el Banco PyME de la Comunidad S.A. y en la Empresa Constructora Cochabamba S.A. (ECCSA).

La empresa Cerámica roja

Ceramil nació en Cochabamba en 1976. Es considerada como la empresa más importante en la fabricación de uno de los insumos básicos para la construcción, como los ladrillos y las tejas rojas.

Ceramil incursionó en la exportación de sus productos a Iquique, Chile. En 2010 el volumen llegó a las 50.000 piezas de bloque portante, destinado a la construcción de muros. Este material permite también la construcción de edificaciones sismorresistentes.

Datos



PROFESIÓN

Guido Luna Pizarro es de profesión ingeniero químico.

Fue gerente de la fábrica Ceramil y retornó al cargo luego de siete años.

Metas

COBOCE Ceramil se propuso esta gestión consolidar la construcción de la fábrica de ladrillos en el Parque Industrial Santiváñez, en la provincia del mismo nombre, en Cochabamba.

El propósito es elevar la producción para llegar con más fuerza a los ya bien logrados mercados nacional e internacional.

La calidad y precio del producto es el mayor logro de la empresa cooperativa.