Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 06 de octubre de 2022
  • Actualizado 00:07

EL CONTINENTE SUDAMERICANO MOSTRÓ EN EL MUNDIAL A LOS AFICIONADOS MÁS CREATIVOS, ORIGINALES Y ALEGRES

Hinchas latinos en la Copa

Hinchas latinos en la Copa



El Mundial de Brasil 2014 estuvo lleno de aficionados y seguidores de las diferentes selecciones participantes en lo que se calificó como el mejor campeonato de toda la historia.

Uno de los continentes que mostró colorido, fidelidad y presión fue el sudamericano, desde el propio Brasil, Chile, Ecuador, Colombia, Uruguay y el subcampeón Argentina.

Aficionados que se pusieron las poleras de sus selecciones, se pintaron los rostros con los colores de sus combinados, llevaron a sus mascotas a algunos partidos, se pusieron caretas de las estrellas de sus equipos, o finalmente se reunieron en familia para ver jugar a sus favoritos.

Los seguidores del fútbol mundial esperaron con ansiedad el inicio de la copa, durante el mes de mayo hasta la gran inauguración del pasado 12 de junio, e incluso estos días, mes de julio.

Las selecciones que se fueron eliminando generaron poco a poco la reducción de seguidores en cada una de las doce sedes. Pero, no dejaron de alentar a los jugadores durante el retorno a los lugares de concentración, a los hoteles e incluso en la despedida en los aeropuertos para retornar a sus países.

A pesar de que este mundial de Brasil generó millones de dólares en beneficio de la propia FIFA, también generó un movimiento económico para el propio anfitrión en turismo, comercio, artesanía y otros.

Ahora, toca esperar el Mundial de Rusia 2018 para ver cómo serán los próximos aficionados.