Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 06 de octubre de 2022
  • Actualizado 00:07

Bolivia detecta "vacíos y contradicciones" en los alegatos finales de Chile

Bolivia detecta "vacíos y contradicciones" en los alegatos finales de Chile

El Representante Permanente de Bolivia ante la ONU, Sacha Llorenti, dijo hoy que Chile ha caído en "vacíos y contradicciones" en sus alegatos finales ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ), que debe decidir si obliga a Santiago a negociar con La Paz su acceso soberano al Pacífico.


Llorenti criticó que el equipo jurídico del país vecino mostrara hoy a los magistrados, casi al terminar el juicio, un reciente mensaje en Twitter del presidente de Bolivia, Evo Morales, en el que decía que Antofagasta "fue, es y será territorio boliviano".


Esta ciudad costera formó parte de Bolivia en el momento de su independencia, pero pasó a manos de Chile con el Tratado de Paz de 1904, firmado tras la Guerra del Pacífico y que supuso para Bolivia reconocer la pérdida de 400 kilómetros de costa y 120.000 kilómetros cuadrados de territorio.


"Me parece muy extraño que la delegación chilena le dé más valor a un tuit que a una resolución de la Organización de Estados Americanos (OEA)", dijo Llorenti ante las preguntas de los periodistas.


El representante boliviano se refería a las once resoluciones que la OEA aprobó entre 1979 y 1989, en las cuales se les pedía a ambos países, de una u otra forma, una solución para resolver el tema marítimo.


La delegación chilena ha mantenido como defensa que esas resoluciones son de carácter político en lugar de jurídico, y aseguró hoy que desde 1989 la asamblea general de la ONU ha mantenido un "silencio" respecto al tema.


El equipo jurídico de Bolivia ha respondido durante las vistas orales que el ex ministro de Asuntos Exteriores de Chile y ex secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, declaró en 2006 que el tema marítimo es "de interés de todo el continente" y en 2010 que ese problema "debía ser resuelto".


"El secretario general es una autoridad de la OEA, el hecho de que la delegación chilena intente borrar (esas declaraciones) nos parece un vacío que seguramente se va a notar cuando se evalúe" el caso, apuntó hoy Llorenti.


Preguntado por si su país aceptará la decisión de la CIJ, aunque sea negativa para sus intereses, el representante boliviano respondió que "por supuesto" lo hará y añadió que espera "que Chile también lo haga".


Por otro lado, el representante de Bolivia ante la CIJ, Eduardo Rodríguez Veltzé, leyó una declaración al terminar el juicio en la que expresó su deseo de empezar "una nueva relación con Chile".


"Debemos superar muchos episodios, algunos muy recientes que han tocado la fibra de nuestros propios ciudadanos", añadió Rodríguez, que abogó por mirar el futuro de las relaciones entre ambos países "con altura de miras". EFE