Cochabamba, martes 20 de agosto de 2019
LECTURAS SUTILES

“La realidad de los objetos en la infancia”

| Mariela Alejandra Torres Siles Psicóloga Clínica mariela.torres.siles@gmail.com | 21 jul 2019

¿Cuál es la importancia de los objetos

hacia los géneros masculino/femenino?

Este artículo es sobre un tema que me llama la atención, se puede observar en las películas de hoy en día, también dentro de los colegios y la familia, entre otros, la expresión “rol de género”; refiriéndose al

papel que desempeña la conducta que tienen los

padres y el medio social ante el sexo asignado al

recién nacido.

El concepto de género pone en evidencia las diferencias entre hombres y mujeres, es -en este punto- que desearía hacer un paréntesis, para dar un ejemplo, que considero resuena bastante: un niño ve

en la pantalla que anuncian una bañera, se ve un

bebé y dos manos que lo están jabonando.

El niño dice: ¡Mamá quiero eso, quiero bañar a un

bebé! La madre responde: “No, eso es de niñas”

Cabe preguntarse: ¿Qué representan los juguetes para los niños (as)? ¿Será que tienen carga simbólica y pueden definir cómo debe ser el hombre y la mujer, qué dice la sociedad de la familia? Se afirma que el juego es una actividad lúdica (relativa al entretenimiento o diversión) en la que el niño pone en acto sus vivencias, escenas y relacionamiento con otros (familia, maestros y amigos), lugar en el que la palabra falta; entonces el juego adviene como modo de comunicación y expresión. Cuando el niño juega va construyendo una ficción propia sobre su vida, con los objetos que tiene a su alcance.

¿Los varones nacen con un superhéroe bajo el brazo y una gran capacidad para soportar el dolor? ¿Las niñas llevan el color rosa en sus genes y la fragilidad en su ser? ¿Cuáles son las características que los adultos les adjudican desde temprana edad?

¿Pensar sobre qué lugar tiene el infante en relación

a su propio deseo, se lo adjudicamos como padres?, ¿Qué es lo que depositamos en él?, “un deseo ajeno” qué podría ser guía para su actuar en sociedad.

¿Por qué las niñas deben jugar solamente a ser mamás, saber cocinar, ofrecer cuidados al otro? ¿Por qué el niño solamente tiene que jugar con autos, a las peleas y con muñecos de acción?. La utilización de objetos, llamados “juguetes”, funcionan como estereotipos culturales, presionan e influyen y -sin darnos cuenta- estamos inmersos en ello. Debemos buscar el cambio, desmarcarnos de estos imperativos culturales

y marcar la diferencia para nuestros niños.

Para finalizar, estimado lector, decirle que considero decepcionante el hecho de entrar en una tienda de juguetes y darme cuenta de que un niño puede ser astronauta, caballero, luchador, científico, piloto de drone, de avión, de bicicleta, montar un lego, etc. Mientras que -por otra parte- una niña puede: cocinar, planchar, coser, lavar platos, hacer la comida, cuidar la casa y a sus muñecas. El llamado para los padres y madres, a que abran sus horizontes, comprando cosas diferentes, como por ejemplo comprar para su niña una espada de luz, para que sea ella quien pueda salvar al mundo, o también un auto, balón de fútbol, bicicleta, en fin, algo que la haga

saber y sentir, que ella puede ser lo que desea.

Enseñemos a los niños que quién lava los platos

es quién los ensucia; qué el color azul no es particularmente para los niños y que el rosa para las niñas; que cocinar puede ser una experiencia increíble,

hacer las tareas de la casa es una actividad que debe ser compartida por todos los miembros de la familia.

Tanto los niños (as) sueñan con cambiar el mundo

y ser héroes de sus propias fantasías, no acabemos con esa ilusión.



NOTA: Para cualquier consulta o comentario con-tactarse con la responsable de esta columna, Claudia Méndez Del Carpio (psicóloga), al correo electrónico claudiamen@hotmail.com o al celular/ WhatsApp 62620609.

Visítanos en Facebook como: LECTURAS SUTILES



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « REVISTA ASí »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa