Cochabamba, martes 16 de julio de 2019

Lesbianas de la Llajta pagan hasta $us 20 mil por hijos “con genes de ambas”

| DAYANA FLORES A. Twitter: @DayanaOpinion | | 23 jun 2019

Una pareja de mujeres descansa en una banca. (Yorokobu)Carla y Adriana son dos profesionales exitosas que viven en Cochabamba. Detrás de ese porte ejecutivo que tienen, sus rostros lozanos, de no más de 30 años, irradian las ansias de llevar la relación amorosa que tienen a otro nivel, optando por la maternidad biológica compartida.

La pareja de lesbianas confesó que, si cada una de ellas tiene un coche que está valuado en 20 mil dólares o más, “¿cómo no vamos a invertir en la consolidación de nuestra familia?”, una familia homoparental.

Carla, nombre que preserva la identidad de la entrevistada, trabaja en una institución pública de Cochabamba. Contó que ella y su pareja ya hablaron para viajar a Brasil, uno de los países más próximos que l ofrece “concebir un hijo con los genes de ambas”. ¿Por cuánto? Unos 20.000 dólares, equivalente a 140.000 bolivianos.

Ese método al que hace referencia no existe en Bolivia. En otro países se lo llama ROPA y está diseñado, especialmente, para las parejas femeninas, aunque, no logra bebés con cargas genéticas de ambas, como dijo Carla, pero sí una maternidad más compartida.

Consiste en que una de las mujeres aporta con el óvulo, el cual es fecundado con semen de un donante anónimo, y la otra lo recibe, es decir, deja que le implanten el embrión obtenido en su útero y ella lleva el embarazo por nueve meses.

Si bien el niño tendrá toda la carga genética de la mujer que dio el óvulo, la otra madre, la gestante, influirá biológicamente “en la evolución”, pero no transmitirá cromosomas o ADN.

Carla señaló que, como tiene vínculo con colectivos de Cochabamba conformados por mujeres lesbianas, sabe de experiencias exitosas de parejas cochabambinas que se sometieron a ese procedimiento.

OPCIONES
Un ginecólogo que trabaja en un centro que ofrece tratamientos de fertilidad en Cochabamba contó que las lesbianas que quieren concebir un bebé tienen dos alternativas: la inseminación artificial o la fecundación In Vitro, pero, remarcó que esos procedimientos no están diseñados exclusivamente para ellas.

El primer método se cotiza en mil dólares en la Llajta y el segundo hasta en 6.000.

Respecto a otros países de la región, estos procesos son más económicos. Cochabamba recibe pacientes de Chile, Perú, y Estados Unidos.

El profesional mencionó que la clínica no pone ningún obstáculo legal a las lesbianas que quieren ser inseminadas o prefieren la fecundación In Vitro. Confesó que la mayoría de las mujeres que tiene esta inclinación sexual ni siquiera menciona que, con el bebé que busca, consolidará una familia homoparental.

Si bien lo oculta, quizá por temor a prejuicios, el doctor dijo que “nosotros lo sospechamos” porque pone excusas como: “estoy soltera” o “siempre quise un hijo”, pero acude a las consultas acompañada de una mujer.

A pesar de ello, remarcó que la clínica no pone ninguna condición. “Esta alternativa no está en contra de la ley, pero hay un vacío legal en Bolivia”.

LEGALIDAD
Carla dijo que ella y su novia optaron por salir del país, debido a que en Bolivia no solo no existen las posibilidades médicas de concebir un hijo de ambas, sino que tampoco hay un marco legal que garantice que las dos podrán figuran en una libreta familiar como madres del bebé.

Para ellas es importante que hayan papeles que indiquen que el niño o niña es tutelada por las dos. Así, según explicó, ambas tendrán los mismos derechos sobre el menor de edad si, por ejemplo, algún día quieren separarse.

SITUACIÓN

La presidenta de la Red Trébol, Rayza Torriani, explicó que en Cochabamba “existieron siempre las familias homoparentales”.

“Tenemos sentimientos, lo natural es que querramos cuidar de alguien y a quien nos ame”.

Por lo que el segmento está pidiendo que Bolivia reconozca esa situación, tomando en cuenta las normas internacionales.

Citó a la Organización de Naciones Unidad (ONU), organismo que, supuestamente, plantea que se entienda a la familia “en un sentido amplio”, intentando abrir la puerta al reconocimiento de las parejas compuestas por personas del mismo sexo.

Hay bebés con dos madres biológicas

Una alternativa para lograr que un bebé tenga dos madres biológicas es la transferencia nuclear. Los expertos manipulan dos óvulos de dos mujeres diferentes. A uno de ellos le extraen el núcleo con su ADN y lo transfieren al otro óvulo, habiéndole sacado previamente el núcleo.  Se realiza en casos exclusivos.

La Paz tiene un banco de semen

Las mujeres lesbianas que se someten a procedimientos de inseminación o fecundación In Vitro en Bolivia pueden acceder a espermatozoides que fecunden el óvulo, a través de los bancos de semen y de óvulos.

Hay uno referencial en La Paz, que provee a centros de reproducción asistida que hay en Cochabamba.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « INFORME ESPECIAL »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa