Cochabamba, martes 23 de julio de 2019

Saña está en aumento

| | 16 jun 2019

El cadáver de Marlene Bascopé Trujillo en su domicilio de la avenida Martín Cárdenas de Quillacollo.

Con puñaladas, no una, sino 20 o, en el peor de los casos, 30; con tijeras clavadas en el corazón o golpeadas. Así murieron algunas mujeres de Cochabamba entre enero y mayo de esta gestión. Los autores: sus parejas o expersonas a las que estaban vinculadas sentimentalmente.

Saña, eso es lo que las autoridades evidenciaron en los últimos feminicidios ocurridos en el departamento.

La responsable de la Dirección de Género, Generacional y Familia de la Alcaldía de Cochabamba, Carolina Orías, dijo sentirse preocupada porque la muerte que los hombres están dando a las mujeres es cruel. Esa violencia provocada por el enfado descontrolado crece a la par de las cifras de feminicidios.

Desde la Municipalidad de Cochabamba instaron a las mujeres que son víctimas de cualquier tipo de violencia a que reporten sus casos “a la primera”. Existen al menos 12 oficinas desconcentradas en Cercado.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « INFORME ESPECIAL »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa