Cochabamba, domingo 21 de julio de 2019

BISA lanza Seguro de Protección al Paciente para el sector Salud

El asegurado recibe asistencia de alta calidad para la elaboración de protocolos de atención, con el fin de reducir la incidencia de sucesos riesgosos. También ayuda a disminuir costos de reclamos judiciales.
REDACCIÓN | | 21 feb 2019


BISA Seguros pone a disposición de todo el sector médico (centros médicos, farmacias, laboratorios, centros de imagenología y todo especialista médico) un producto específico, Protección al Paciente (PaP). De este modo, los profesionales de la salud ya pueden contar coberturas con alto valor agregado que permitan prevenir, reducir y absorber cualquier eventualidad ligada a la práctica médica.

“Protección al Paciente responde a una necesidad de preservar la labor de los profesionales médicos, así como la seguridad de los pacientes”, informó el gerente de Negocios – Responsabilidad Civil Profesional, Héctor Ponce de León.

Explicó que este es un servicio integral porque está inmerso en todos los eslabones del sistema médico, poniendo énfasis en el trabajo de prevención y brindando asistencia médico legal al profesional de salud.

PaP ofrece asistencia de alta calidad en la elaboración de protocolos de atención según especialidad para eliminar o reducir la incidencia de sucesos riesgosos para los pacientes y mejorar la calidad de la atención.

PaP también contribuirá a reducir los costos de los reclamos judiciales, disminuyendo la frecuencia y severidad, evitando la duplicación de esfuerzos en materia preventiva, mediante un plan único, entre otros de sus alcances.

Enfermeras, auxiliares, médicos, odontólogos y especialistas de todas las áreas en general, así como centros médicos encontrarán de interés este producto que los protegerá y respaldará ante los daños causados por un acto erróneo en la prestación de sus servicios profesionales.

Ponce de León resaltó que este producto fue realizado con la asesoría y el know how de la empresa argentina Noble, misma que trabajará de la mano con BISA Seguros y Reaseguros para garantizar un servicio de la mayor calidad y eficiencia.

“Nuestra meta es anticipar tendencias y diseñar soluciones, generando menor tasa de daños a los pacientes y mayor seguridad en el entorno legal donde operan nuestros asegurados”, resaltó el ejecutivo de BISA Seguros y Reaseguros.

Para mayores informes, los interesados pueden contactarse con la Gerencia Nacional de Responsabilidad Civil Profesional al 2 177000 Interno 1197 o a través de cualquiera de estas redes sociales: Facebook, Twitter y LinkedIn.

Consecuencias no previsibles no se consideran mala praxis

Las consecuencias no deseadas tras una intervención quirúrgica son uno de los focos de reclamaciones más comunes en los últimos años en medicina.

La Gaceta Médica de España reporta el caso de una paciente que reclamó 35.000 euros por daños y perjuicios a un cirujano y un anestesista tras una intervención en el túnel carpiano. La paciente refirió escozores y un fuerte dolor tras la administración de la anestesia. Recibió el alta al día siguiente, pero ingresó de nuevo en otro centro hospitalario donde le practicaron una exploración vascular y un eco-Doppler. Después de varias consultas con el cirujano, se le diagnosticó enfermedad de Sudeck. La paciente alegó que en el informe constaba que había sido consecuencia de una complicación derivada de la intervención.

Esta patología tuvo como consecuencia la incapacidad de la paciente, no solo para el ejercicio de su profesión sino para cualquier actividad.

La sentencia constató que la actuación llevada a cabo por los doctores se basó en una obligación de medios, por la cual no podía garantizarse el resultado posterior. Además, la totalidad de los doctores que participaron en el juicio, incluyendo al forense nombrado por el propio juzgado, coincidieron en que el síndrome de Sudeck, también conocido como algodistrofia simpática refleja o síndrome regional complejo, puede sobrevenir por causas totalmente desconocidas, añadiendo que en ningún momento se advirtió ninguna irregularidad, por lo que en ningún caso podía asegurarse la existencia de mala praxis.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa