Cochabamba, miércoles 23 de enero de 2019

Hipnoterapia ayuda a controlar el dolor

El tratamiento se puede aplicar al duelo, adicciones, alcoholismo, estrés, depresión, tabaquismo y problemas familiares, entre otras afecciones.
MÉXICO/EFE | | 13 dic 2018



Controlar el dolor es posible gracias a la hipnoterapia, un método que puede disminuir el dolor y que no tiene efectos secundarios ni reacciones adversas, además de que reduce el gasto en medicamentos, según una investigación del doctor Josué Villegas.

El reporte titulado "Hipnoterapia, tratamiento coadyuvante en el manejo del dolor" realizado por el académico de la Universidad del Valle de México Campus (UVM) Veracruz, comprobó que con este método el dolor disminuyó de manera sustancial 24 horas después de una cirugía de artroscopia de rodilla, informó la institución.

El estudio consistió en un ensayo clínico de 24 horas de duración, en donde el grupo control, al término de su cirugía, se sometió a un proceso de hipnosis con una duración aproximada de 90 minutos durante el primer día y una segunda sesión al segundo día, con una duración aproximada de 60 minutos.

Posteriormente, se aplicó la escala EVA (Escala Visual Analógica) para medir el dolor.

El resultado de la evaluación mostró que los pacientes que se sometieron a un tratamiento de hipnoterapia tuvieron mayor facilidad para bajar tres puntos el dolor después de la cirugía, comparado con el grupo que no tuvo un proceso de hipnosis.

"Para esta investigación se utilizó una terapia cognitivo conductual, con lo cual se obtuvo un resultado prácticamente de manera inmediata", explicó el investigador.

El especialista precisó que, si bien en este trabajo se comprobó la eficiencia de la hipnoterapia aplicada al dolor, la técnica también se puede utilizar para otras patologías. "Puede emplearse para brindar apoyo ante otras circunstancias, como el duelo, adicciones, alcoholismo, tabaquismo, problemas familiares, estrés, depresión, es decir en otras actividades clínicas que requieran un proceso mental", señaló.

Sin embargo, puntualizó que es indispensable que el psicólogo o psiquiatra esté certificado para llevar a cabo esta práctica, ya que de lo contrario, el riesgo que puede surgir es que se realice una programación diferente que, en lugar de ayudar en la recuperación, perjudique su estado de salud con una técnica inadecuada.

La investigación de Villegas se publicó en el International Jornal of Recent Advances in Multidisciplinary Research. En la investigación también participaron la doctora Guadalupe Leyva Villanueva, hipnoterapeuta y la psicóloga Mayra Huerta Estrada del Hospital Naval de Veracruz.

Costo social de atención primer foro

Las consultas por dolor crónico en España suponen una gran carga para el sistema sanitario, con un coste estimado de 15.000 millones de euros.Los expertos apuestan por integrar el dolor dentro de la historia clínica de los pacientes, reforzar la coordinación entre atención primaria y especializada y empoderar a los pacientes en el autocuidado del dolor.El objetivo es que el dolor sea un elemento prioritario para las estrategias y políticas del Sistema para que los pacientes tengan la mejor atención posible.

Cefalea primaria

Tipos

Se denomina cefalea primaria al dolor que no resulta secundario a otra enfermedad, según el médico Facundo Manes. Su localización puede extenderse al cráneo, los músculos del cuello, los nervios periféricos, el ojo, la cara y las piezas dentarias. También está en este grupo la migraña, la cefalea tensional o la cefalea en racimos.

El síntoma suele ser un dolor intenso localizado en una mitad de la cabeza.

MIGRAÑA

La migraña es causada por una disfunción temporaria de grupos de neuronas. Su diagnóstico se logra con un interrogatorio detallado. Asimismo, estudios complementarios como el análisis de sangre y una resonancia magnética ayudan a descartar otras enfermedades. Los pacientes perciben luces y a veces hormigueo.

EstrÉs

La cefalea tensional suele estar relacionada con el estrés y los problemas osteomusculares del cuello. Quienes la padecen describen sentir una fuerte presión sobre la cabeza, que a menudo se extiende al cuello.

Hay fármacos que ayudan. Y existe el tratamiento preventivo según la frecuencia y la severidad.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa