Cochabamba, domingo 24 de marzo de 2019

Fallas en control de implantes médicos dañan a pacientes

Las prótesis de rodilla y cadera, marcapasos, bombas de insulina y lentillas intraoculares, entre otros productos, no son infalibles. Las alertas sobre las deficiencias se descubren tarde y las autoridades sanitarias incumplen sus tareas de vigilancia, según la investigación periodística de 59 medios en 36 países.
REDACCIÓN/EFE- EL CONFIDENCIAL | | 29 nov 2018

hospital ney arias lora



Los fallos de los implantes médicos son más habituales de lo que deberían y en España ascienden a 25.000 incidentes en la última década.

El dato corresponde a una investigación internacional coordinada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), que denuncia que las carencias en el control sobre los implantes sanitarios han permitido que entren al mercado productos que han provocado daños a los pacientes.

Las deficiencias en los sistemas de control se deben a que las administraciones públicas "apenas ejercen su papel" y a que son las multinacionales sanitarias quienes "financian ensayos y estudios para probar la ausencia de riesgos asociados a los productos".

El trabajo de investigación, según El Confidencial y La Sexta, recopila al menos 5.47 millones de incidentes adversos relacionados con trasplantes en todo el mundo entre 2008 y 2017.

Entre los casos documentados está el uso del perfluoroctano, elemento base del Ala Octa (fármaco de industrial alemana), que facilita la recolocación de la retina tras su desprendimiento, pero que al aplicarse en 116 casos, en lugar de sanar a los pacientes, los dejó ciegos. Los hechos se dieron entre junio de 2015 y julio de 2016, en España.

La normativa establece que los médicos y la industria debe notificar sobre los fallos, pero lainvestigación demostró que estos sistemas públicos de vigilancia y control, incluido el español, llegan tarde, mal y cuando ya no hace falta.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) estableció que únicamente 26 centros difundieron internamente la identidad del responsable de vigilancia, y solo 17 informaron también de sus funciones y de los circuitos asociados.

Solo 17 cumplieron con el procedimiento de identificar y realizar un seguimiento de los pacientes portadores de un determinado implante.

Un caso

PRÓTESIS DE CADERA Y TRASPLANTE DE corazÓn

 César, de 42 años, habla con sorprendente tranquilidad del verano de 2016. Lo que empezó como unas molestias alrededor de su cadera terminó con un trasplante de corazón. Le destrozó la vida una prótesis de metal-metal y se la salvó el Hospital Puerta de Hierro. Ha denunciado a la empresa del dispositivo, Zimmer Biomet, que, por su parte, está litigando en los tribunales alemanes contra pacientes que denuncian las consecuencias de uno de sus dispositivos más vendidos.

"Con 41 años, lo último que te esperas es una intoxicación en la sangre por un cuerpo externo que te han metido", explica César a El Confidencial y La Sexta, que cuentan su caso en el marco de la investigación internacional The Implant Files, coordinada por el ICIJ. En su caso, los metales que puede soltar una prótesis han llegado a afectar los órganos vitales. Hay muy pocos ejemplos documentados en el mundo de que algo así pueda ocurrir y los médicos que le han ayudado quieren estudiar su caso en los congresos científicos.

Medtronic

Los productos de Medtronic están relacionados con la muerte de 9.300 personas entre 2008 y 2017.

Medtronic fabrica dispositivos que ayudan a controlar la diabetes, a mitigar el dolor crónico y a aliviar los síntomas del síndrome de Parkinson. Inventó un marcapasos inalámbrico del tamaño de una píldora de vitaminas. La multinacional se adentra además en nuevos campos de la medicina, como la gestión de quirófanos, la concesión de préstamos para cuidados médicos o la monitorización de pacientes.

Pero también enfrenta procesos por sobornar a médicos para que usen sus productos,

Un análisis del Consorcio de Periodistas de Investigación (ICIJ) de los incidentes adversos registrados en los organismos reguladores de Estados Unidos entre 2008 y 2017 revela que productos fabricados por Medtronic y sus filiales están relacionados con la muerte de 9.300 personas y causaron lesiones de mayor o menor gravedad a otras 292.000.

El director ejecutivo de Medtronic, Omar Ishrak, declinó hablar con los periodistas.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa