Cochabamba, martes 20 de noviembre de 2018

El desafío es aumentar las tasas de vacunación

Hasta tres millones de vidas se salvan con las inmunizaciones y se podrían evitar 1.5 millones de muertes con una mejor cobertura.  
CRISTINA SÁNCHEZ/EFE | | 25 oct 2018

IMBANACO

Las bajas tasas de vacunación en Latinoamérica son el gran reto para los sistemas de salud de la región para la erradicación de enfermedades que pueden prevenirse a través de las vacunas, coincidieron especialistas.

"Desafortunadamente todavía hay enfermedades descontroladas porque han bajado las tasas de vacunación, debido principalmente a la falta de acceso a las vacunas", aseveró el doctor José Brea, presidente de la Asociación Latinoamericana de Pediatría (Alape).

Durante el seminario "La Poliomelitis y el valor de la vacunación", el especialista señaló que en la región se debe trabajar para poder garantizar que todas las personas puedan contar con sus vacunas y, sobre todo, con los refuerzos que resultan importantes

"Sin embargo se unen diversos factores como la transportación, la lejanía, la falta de personal capacitado y la escasez de vacunas que forman barreras que evitan el acceso a la vacunación", expresó el médico infectólogo.

Brea señaló que otro de los grandes problemas que se han presentado en los últimos años son los grupos antivacunas, que han evitado que miles de niños estén protegidos contra enfermedades infecciosas.

"Esa moda de antivacunación empieza a resentirse en Latinoamérica, donde enfermedades como el sarampión y la difteria se habían erradicado y ahora los casos que se han dado se han importado de Europa", señaló.

El especialista exaltó la importancia de la vacunación en cualquier etapa de la vida, ya que "se piensa que es solo cosa de la infancia, pero la realidad es que son importantes incluso en la edad adulta".

El doctor dijo que, por ejemplo, vacunas como las del neumococo, influenza, varicela y hepatitis A son esenciales para evitar complicaciones con las enfermedades no transmisibles como los males cardiovasculares y la diabetes.

"Por increíble que parezca las vacunas protegen contra esas enfermedades pues cuando una persona es hospitalizada, si sufre de una complicación como neumonía va a tener menos días de estancia y no tendrá una neumonía tan grave como el que no está vacunado", explicó.

En ese sentido, el doctor Miguel Ángel Betancourt coincidió en que las vacunas no solo son eficientes para prevenir.

"Por ejemplo, con la enfermedad de chagas 30 por ciento de los pacientes viven con el parásito alojado en el corazón por 20 o 25 años, lo que a la larga genera inflamación que ataca al corazón, hace que este órgano crezca y se genera una insuficiencia cardiaca", explicó.

Dijo que en ese caso, la Fundación Carlos Slim, de la que Betancourt es director de soluciones globales, junto con la Universidad Autónoma de Yucatán y otras instituciones trabajan en el desarrollo de una vacuna terapéutica que impida que se llegue a la inflamación del corazón, que puede conducir a la muerte.

En el caso de las vacunas contra el Virus del Papiloma Humano (VPH), el especialista dijo que sería importante aplicarla no solamente a las niñas en edades vulnerables, sino también a los niños, quienes pueden llegar a padecer cáncer de cabeza, cuello, boca y anal.

Alerta por brote de sarampión



La Santa Cruz declaró, a principios de mes, una alerta sanitaria por la amenaza de brote de casos de sarampión, informó el Servicio Departamental de Salud (Sedes).

Están listas 80.000 dosis de vacunas para niños de uno a cinco años y adultos de grupos vulnerables.

Los síntomas del sarampión son: fiebre, conjuntivitis, rinitis aguda, tos y a veces manchas blancas en el paladar, pero que no se presenta en todos los casos. Ante la presencia de alguno de esos síntomas, acuda a un centro de salud para recibir la valoración médica de rigor.

Unos 1.000 casos reportados en Brasil cerca de la frontera con Beni y Pando han motivado la decisión, pese a que Bolivia fue declarada por la Organización Panamericana de Salud (OPS) como país libre de sarampión en 2016.

Las campañas de vacunación son relevantes.

Entre enero y junio de 2018, el Ministerio de Salud vacunó con las dosis SRP (sarampión, rubéola y parotiditis) a 155.483 niños menores de cinco años, en todo el país.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa