Cochabamba, miércoles 12 de diciembre de 2018

Choquehuanca: Evo tomó la decisión con mucho coraje

| | 30 sep 2018

David Choquehuanca, excanciller de Bolivia.

Tras una serie de compromisos incumplidos y encuentros frustrados por Chile, en abril de 2013, el presidente Evo Morales decidió, “con mucho coraje”, llevar la demanda marítima ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

“El presidente Morales toma, con mucho coraje, la decisión de llevar la demanda a la CIJ y el tiempo nos ha demostrado que ha sido una buena decisión, porque la Corte nos ha dado la razón al decir que el tema es de su competencias y es materia de justicia internacional”, dice a OPINIÓN el excanciller de Bolivia y actual secretario general de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), David Choquehuanca.

AGENDA DE LOS 13 PUNTOS Choquehuanca recuerda que el tema marítimo ha sido parte de la Agenda de 13 Puntos, elaborada durante el primer Gobierno de Michelle Bachelet. “Con esa agenda, ambos países estábamos conscientes de que teníamos temas pendientes que superar, y uno de los principales es el acceso soberano al océano Pacífico para los bolivianos”.

El excanciller sostiene que, con Bachelet, Bolivia ha tenido importantes avances, especialmente en la construcción de confianza mutua, con encuentros de autoridades, universidades, organizaciones sociales y otros grupos, en busca de un ambiente propicio para trabajar propuestas que lleven a alcanzar una salida soberana al Pacífico, para el pueblo boliviano.

“En esa gestión no ha sido posible alcanzar esa solución. Con el presidente Sebastián Piñera se ratifica la Agenda de los 13 Puntos y el 2010 redactamos, entre ambos países, un acta que dice: En próximas y sucesivas reuniones tenemos que empezar a trabajar propuestas concretas, útiles y factibles, para encontrar soluciones al enclaustramiento que sufre Bolivia desde hace más de 100 años”.

Choquehuanca sostiene que ese trabajo de diálogo y concertación debía comenzar en 2010, en una reunión en Chile, “pero el encuentro fue suspendido unilateralmente”, por el Gobierno chileno.

“Entonces, yo fui a ese país con la esperanza de redactar esas propuestas, pero no fue posible. Posteriormente, el canciller chileno, Alfredo Moreno, viene a Bolivia, después de 50 años, para avanzar en esas propuestas útiles y factibles, en enero de 2011. Esa visita ha generado gran expectativa en el pueblo boliviano, pero tampoco hemos logrado nada”.

El presidente Morales realizó un reclamo al Gobierno de Piñera, por sus constantes incumplimientos, pero este respondió “que no trabajaba con plazos”.

“Entonces, el presidente Morales decide conformar un equipo de profesionales, una dirección estratégica de reivindicación marítima para que diseñe una nueva estrategia, porque no podemos nosotros seguir esa política de dilación que ha tenido Chile durante más de 100 años. Esa dirección propone varias alternativas al Presidente y es él quien toma la decisión, con mucho coraje, de ir ante la Corte”, dice.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « INFORME ESPECIAL »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa