Cochabamba, lunes 22 de octubre de 2018

 Ciudad jardín Flores de invierno en la llajta Decoración urbana

Cada año, durante esta estación fría, la ciudad se pinta de nuevos tonos. Flores, plantines, arbustos y árboles embellecen las calles cochabambinas, resaltando la imagen de la ciudad aunque sea invierno.  
TEXTO: Nicole Vargas FOTOS: Benjamín james | | 08 jul 2018



Cochabamba siempre se caracterizó por ofrecer un paisaje lleno de color, no por nada es conocida en el país como la Ciudad Jardín. Se cree que las flores multicolores, las plazas verdes y los árboles frondosos representan exclusivamente la temporada primaveral; aunque, en esta ciudad, el panorama es cíclico todo el año, incluso en invierno.

Las bajas temperaturas son propicias para el surgimiento de especies que hallan su total comodidad entre el frío y la tierra húmeda.

En Cercado, el cuidado y manejo de los jardines —que sorprenden a los visitantes—, está a cargo de la Empresa Municipal de Áreas Verdes y Recreación Alternativa (Emavra).

ALMACÉN NATURAL

Zelma Cossío Camacho, jefa de Viveros de Emavra indica que se realizan dos tipos de producción anual, para abastecer las 500 áreas verdes de las que son responsables. El primer tipo está enfocado en plantas de primavera-verano, con un riego que se realiza a las 07:30 todos los días. El segundo, son las plantas de otoño-invierno, que son regadas a las 09:30.

Cossío asegura que estas son más difíciles de producir, por el constante ataque de enfermedades, principalmente hongos durante el almacigo, entre las que destacan la fitóftora infesta y el damping-off.

El vivero de Emavra cuenta con 150 mil plantines de invierno, entre ellas 20 variedades florales, cinco arbustivas para emplear en el borde de las plazuelas y 10 variedades de arbustivas, medianas y grandes.

El proceso de germinación en este tipo de plantas dura más o menos tres meses, hasta el momento de ser trasplantadas, por eso existe solo un 2 por ciento de mortandad, un rango favorable. Según indica la Jefa de Viveros es importante ser muy cuidadosos al momento de trasplantar las plantas pequeñas del almacigo a las bolsas individuales, para evitar pérdidas considerables.

Cuando ya pasan los tres meses de crecimiento en el vivero, es momento de llevar los plantines a la ciudad. Las zonas privilegiadas para este tipo de decoraciones son las de mayor transitabilidad, como la Plaza Principal, el Prado, Boulevard de la Recoleta, la Plazuela Colón, la plaza Corazonistas y el reloj de Cala Cala. Entre las flores que se producen para adornar estos espacios están: Pensamiento, caléndula, alelí, petunia, margarita reina, crisantemo, hortensias, entre otras. Estas plantas son anuales, por lo que hay que darle el tratamiento adecuado y llegan a toleran hasta dos grados bajo cero y lo mejor de todo, es que también pueden estar a pleno sol.

PASOS A SEGUIR

Para conseguir que la planta eche bien sus raíces lo primero que hacen los funcionarios es preparar el terreno que recibirá al plantín. El sustrato de tierra está elaborado de turba negra (Tiraque), tierra vegetal (Chapare), un poco de cascarilla de arroz (Santa Cruz) y tierra agrícola. Después de realizar el trasplantado, el riego es un factor determinante para que la planta se conserve saludable. Durante las dos primeras semanas se las riega seis veces, después, solo una vez a la semana. En el caso de los forestales, que alcanzan los seis metros de altura aproximadamente, la producción en el vivero se hace todo el año por lo largo que resulta su crecimiento.

El personal también se encarga de que cada seis meses hacen cambio de sustrato, así la raíz desarrolla más rápido, además de utilizar fertilizantes que fortalezcan la planta. El riego también varía, en comparación con las plantas florales, pues solo se las riega dos veces a la semana durante su estancia en el vivero, debido a que, al tener bolsas más grandes, la humedad se mantiene.

Entre las plantas arbustivas de tamaño medio a grande sobresalen en esta época el tajibo, jacaranda, jojoba y cucarda. Entre otros cuidados que practican los técnicos del departamento de Mantenimiento están dos controles: el primero consiste en retirar las hojas secas de los jardines para evitar la proliferación de las arañuelas, unos pequeños insectos que tejen sus redes en las plantas y originan la sequía y el segundo, reside en la aplicación de productos químicos que combatan las enfermedades que no hayan podido ser eliminadas con el control cultural. Ambas son aplicadas en las plantas florales y arbustivas.

MEJORAMIENTO GENÉTICO

El jefe de Mantenimiento, Richard Mena, es el encargado de la creación de los diversos jardines que revisten los espacios públicos de la ciudad junto a los 11 técnicos que trabajan junto a él. “En este trabajo es muy importante conocer sobre geometría, para que las figuras que creamos en cada espacio salgan perfectas”, afirma.

También destaca lo necesario que es saber sobre qué tipos de plantas puedan crecer juntas y cuáles no, debido a que algunas absorben más nutrientes que otras, lo que deriva en el deceso de algunas especies.

“Nuestro país es uno de los lugares favoritos de las empresas dedicadas al fitomejoramiento de especies florales y arbustivas, por la gran gama de variedad que posee”, asegura Mena. Estas empresas son, en su mayoría, provenientes de Estados Unidos, Japón, y Holanda. Una de las flores nativas que fue llevada al exterior para su mejoramiento es la Gasania, a la que manejaron y duplicaron sus genes, obteniendo la flor con pétalos dobles. “Una vez mejorada la especie, patentan la flor y venden las semillas en precios que oscilan entre 60 y 80 dólares por lo que se hace difícil su adquisición en nuestro país”, asegura el técnico.



FALTA DE EDUCACIÓN

Uno de los principales problemas por los que atraviesan los miembros del equipo técnico al momento de mantener la perfección de sus creativas macetas florales, es la poca educación que existe en muchas personas, debido a que no cuidan las áreas verdes que se crean en la ciudad. “Siempre se sientan en el pasto, pisan las plantas, botan basuras, e incluso, arrancan las flores”, asegura Mena.

Esta situación deriva en que algunas zonas presenten destrozos, sobre todo, las que son escenario de eventos municipales, festivales, marchas y protestas, siendo la Plaza Principal, la plazuela Colón y la plaza de las Banderas las más afectadas. Pero la situación no solo llega ahí, según denuncias de Richard Mena, este año se registró el robo de más de 350 plantines de la avenida Heroínas, generando un problema de abastecimiento. Casos como este, se enumeran a menudo lo que perjudica la labor diaria que realizan los trabajadores de Emavra.

Uno de los principales pedidos de Mena, es el trabajo conjunto entre los miembros del equipo técnico y la población, para que, de esa forma, se obtengan resultados óptimos en el departamento. “La gente no se da cuenta de lo importante que son las áreas verdes en el centro. Estas plantas aportan oxígeno y aminoran toda la contaminación que producen los micros”, añadió.

Un aspecto fundamental es enseñar el respeto y cuidado a la naturaleza desde el hogar. Para esta temporada hay una serie de atenciones que debemos darle a las plantas que tenemos en casa.

PLANTAS DE INVIERNO EN EL HOGAR

Es normal que muchas personas no conozcan cuáles son los cuidados ideales que se debe tener durante esta época con las plantas que tienen en su hogar, por eso, entre los principales consejos que brinda Zelma Cossío, están: asegurarse de tener una buena tierra que reciba al plantín; proporcionarle vitaminas a la planta para que fortalezca su crecimiento; regar a media mañana y en poca cantidad para no generar mucha humedad que pueda producir cierto tipo de hongos.

Esto ayudará a mantener el aire limpio del hogar gracias a la aborción de dióxido de carbono que realizan las plantas.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « REVISTA ASí »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa