Cochabamba, lunes 24 de septiembre de 2018
Salud femenina

Cardiopatías amenazan más a mujeres jóvenes

Los médicos explican que este grupo es vulnerable debido a malos hábitos, como el consumo de tabaco y calorías.
EFE | | 14 jun 2018



La cardiopatía isquémica afecta a mujeres cada vez más jóvenes, debido a la propagación de hábitos no saludables, de acuerdo a un estudio de profesionales cubanos divulgado con motivo del XXX Congreso Centroamericano y del Caribe de Cardiología, que se celebró en La Habana.

La cardiopatía isquémica, el tipo más común de patología cardíaca, se produce cuando disminuye el flujo sanguíneo al músculo del corazón por un bloqueo parcial o completo de las arterias coronarias.

Según el estudio, realizado sobre una muestra de 3.000 mujeres con cardiopatía isquémica, la edad de las pacientes que sufren esta enfermedad es cada vez menor, indicó el vicepresidente de la Sociedad Cubana de Cardiología, Leonardo López Ferrero, citado por la Agencia Cubana de Noticias.

El cardiólogo concluyó que la cada vez mayor incidencia de la cardiopatía isquémica en mujeres relativamente jóvenes responde a que "ahora la mujer fuma más, padece más de diabetes, de obesidad e hipertensión arterial".

El doctor López Ferrero, también jefe del departamento de Hemodinámica del Instituto de Cardiología y Cirugía Cardiovascular (ICCC) con sede en La Habana, explicó que la enfermedad afecta tres veces más a los hombres que a las mujeres, aunque el ratio se iguala después de que éstas sufran la menopausia.

En el marco del XXX Congreso Centroamericano y del Caribe de Cardiología, los expertos analizan las causas y soluciones de los problemas del sistema circulatorio, que cada año causan la muerte a cerca de 17 millones de personas en todo el planeta.

¿Quiénes están en riesgo?

Los factores que aumentan el riesgo de desarrollar isquemia de miocardio son:

- Fumar, debido a que el monóxido de carbono tensiona el corazón y acelera su funcionamiento. También aumenta el riesgo de coágulos de sangre.

- Una persona tiene más riesgo de padecer esta cardiopatía si en su familia hay antecedentes de infarto de miocardio o enfermedad de las arterias coronarias.

- Hipertensión. A medida que pasa el tiempo, la presión arterial alta daña las arterias coronarias.

Esta presión excesiva es más común en aquellos que son fumadores, consumen altas cantidades de sal o son obesos.

- Diabetes. Provoca que el revestimiento de los vasos sanguíneos se vuelva más grueso, lo que puede restringir el flujo sanguíneo.

- Falta de actividad física. Un estilo de vida inactivo eleva los niveles de colesterol.

- El colesterol forma depósitos que estrechan las arterias, incluidas las que suministran sangre al corazón. Un alto nivel de colesterol “malo” (lipoproteína de baja densidad) en la sangre está relacionado con un mayor riesgo de arterosclerosis e isquemia miocárdica.





TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa